Los productores mexicanos advierten sobre la sobreproducción de limas Key

La temporada de lima mexicana 2017/2018 será mejor que la anterior, la cual se extiende de noviembre a octubre. Los productores han informado que hay sobreproducción de limas persas, así como de limas Key. Esto indica un informe reciente del USDA.

Gracias al buen mercado internacional y menos problemas de salud en las plantas, la superficie cultivada para ambas variedades ha aumentado rápidamente. El citrus greening, sin embargo, sigue siendo un desafío para los agricultores. En el Estado de Colima, la superficie cultivada está aumentando debido a que las plantaciones que han sido contaminadas están siendo replantadas gradualmente con árboles nuevos. Se espera en general una mayor expansión de la superficie para esta temporada. El clima y los costes de producción determinarán en última instancia la rapidez de este aumento.



En términos de superficie, la participación de las limas persas ha aumentado del 42% en 2009/2010 al 50% en 2015/2016. Las limas Key han visto una disminución en el cultivo del 54% en 2009/2010 al 45% en 2015/2016. Esto se debe en parte a los problemas con el citrus greening en las regiones de la costa del Pacífico, donde las plantaciones en Colima han estado bajo presión.

En Veracruz, la superficie utilizada para las limas persas se está expandiendo más rápido que la superficie utilizada para las limas Key en otras regiones. Dependiendo de las circunstancias, existen diferencias considerables en los rendimientos de ambas variedades. El rendimiento promedio de las limas persas en Veracruz suele estar entre 8 y 18 toneladas por hectárea, pero esta temporada oscila un valor inusual de 25 toneladas por hectárea. Para las limas Key, los rendimientos promedio son de 7 a 13 toneladas por hectárea, y se ha producido un valor también inusual de 30 toneladas por hectárea.

Veracruz es la superficie de cultivo más importante para las limas persas. Más del 20% de los productores en esta zona tienen sistemas de riego, lo que supone que se cultive durante todo el año. El cultivo está controlado por grandes empresas. Los costes de producción dependen, entre otros factores, de los costes de los pesticidas y fertilizantes importados. La producción se ha vuelto relativamente más cara debido a la devaluación del peso mexicano frente al dólar estadounidense.

Michoacán y Colima son las zonas de cultivo más importantes para las limas Key. La superficie cultivada se está expandiendo, pero a un ritmo muy lento. Esto se debe a la fluctuación de los precios internos de estas limas. Michoacán está en el mercado local durante el invierno (diciembre a febrero). El citrus greening está bien controlado en esta zona y no ha tenido un impacto significativo en la producción, lo que ha llevado a un rápido aumento de la superficie cultivada en la región. Según los agricultores, el mercado interno está saturado con limas Key. Un crecimiento considerable de la producción en Michoacán presionaría los precios internacionales. Es común entre los productores retrasar las cosechas para evitar inundar el mercado. Las limas se pueden cosechar durante todo el año en la mayoría de las fincas con sistema de riego, lo que se aplica a la mayoría de las plantaciones en Michoacán en Colima. Por el contrario, la mayoría de las fincas en Guerrero y Oaxaca no tienen sistema de riego.

Aunque no se han publicado cifras oficiales, se estima que la producción total ascenderá a 2,5 millones de toneladas. Sin embargo, no está claro qué consecuencias tendrán la lluvia y el huracán Franklin para el cultivo en Veracruz. Otras regiones como Michoacán y Colima esperan una mayor cosecha. Esto significa que Colima se recuperará de una pérdida del 20-30% en 2013/2014 causada por el citrus greening.

En las estimaciones, las exportaciones se denominan "fuertes" con un volumen de 770.000 toneladas. Sin embargo, las exportaciones dependen en gran medida de la demanda de Europa y EE. UU., así como de las fluctuaciones del tipo de cambio. Dependiendo de los precios, la cosecha de limas persas comienza a principios de abril. En general, este cítrico se envía primero a Europa, y luego al mercado estadounidense. Los exportadores siempre buscan expandirse en Europa y Japón, pero el 40% de la cosecha sigue siendo destinada a los EE. UU. y Canadá.

Fecha de publicación :



Reciba el boletín diario en su correo electrónico gratis | haz clic aquí


Otras noticias en este sector:


© FreshPlaza.es 2018