Crisis en la campaña europea de melocotón y nectarina

España: Las empresas frutícolas catalanas pierden 5 millones de euros cada semana

Afrucat, Asociación Empresarial de Fruta de Cataluña, alerta de que la campaña europea de melocotón y nectarina se ve afectada por una situación de crisis y que, dado que las medidas previstas hasta ahora en la OCM para la prevención y gestión de crisis no funcionan, hay que implementar medidas extraordinarias que permitan al sector romper la dinámica de colapso en que se encuentra ahora el mercado.

Afrucat también solicita nuevamente la industrialización del producto en fresco con destino a beneficencia como medida para la regulación del mercado. Esta industrialización permitiría destinar más volúmenes a beneficencia, dado que transformaría un producto perecedero en uno de más larga conservación y, a la vez, permitiría a las entidades de beneficencia irlo absorbiendo en el tiempo sin verse desbordadas. Esta medida no entraría en competencia con las industrias de zumo, puesto que el único destino posible del producto sería la beneficencia y, además, sería un canal que permitiría absorber volumen.

Aunque se trata de una campaña con producciones similares a la de los últimos años y que los volúmenes de venta se mantienen, la confluencia del adelanto de 7 días de la cosecha y la concentración de calibres pequeños en toda Europa ha arrastrado el precio a la baja situándolo por debajo del precio de coste las dos últimas semanas. "Todo esto provoca que estamos perdiendo una media de 5 millones de euros semanales, solo en Cataluña, en comparación al año pasado” afirma Manel Simon, director general de Afrucat.

Según Manel Simon, "el origen del problema no se puede atribuir a un exceso de producción estructural (que sí coyuntural) ni a la gestión de ningún país productor en concreto, sino a la falta de eficacia de los mecanismos que contempla la OCM que deberían protegernos, como está previsto por Bruselas. Desde que se cambiaron las medidas de prevención y gestión de crisis en el año 2007 y que estaban dirigidas a gestionar situaciones puntuales como son las afectaciones meteorológicas, las producciones cambiantes o coincidentes en el tiempo, estas no funcionan". Simon añade que hace pocos meses, en la última Asamblea General de AREFLH en Barcelona, la misma Comisión Europea reconoció esta falta de eficacia sin prever ningún cambio en las actuales medidas".

En estos momentos los mecanismos dirigidos a la prevención y gestión de crisis contemplados en la OCM de frutas y verduras son:

- La retirada de producto (a destrucción, a compostaje, con destino energético o para alimentación animal)
- La no cosecha
- La cosecha en verde
- La distribución a beneficencia de producto en fresco

Todas estas medidas cuentan con una aportación de la Comisión que se vio rebajada a la mitad con la reforma de la OCM del año 2007. En estos momentos, la Comisión aporta 13,45 céntimos de euro por cada kilo de melocotones y nectarinas retirados (insuficiente para funcionar como red inferior a pérdidas) en todos los supuestos anteriores a excepción de la beneficencia, en que la aportación es de 26,9 céntimos de euro (canal este último que actualmente que no puede absorber importantes cantidades puntuales).

Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor