"José María Martínez, Cambayas: "El descenso en la producción compensa la pérdida de los envíos a Rusia"

España: Mermas de alrededor del 30% en la cosecha de granada

La temporada de granada de la variedad Valenciana, que arrancó a mediados de agosto, está prácticamente terminando y los mercados están a la espera de la llegada de Mollar de Elche el próximo 30 de septiembre, variedad estrella en la campaña española de granada.

“Hasta ahora la campaña de granada Valenciana se ha caracterizado por una merma de alrededor del 25% en los volúmenes de producción, porcentaje similar que esperamos para la cosecha de la variedad Mollar de Elche”, explica José María Martínez, director de la cooperativa Cambayas, una de las mayores productoras y comercializadoras de granada, ubicada en Elche, Alicante.

Esta merma, que se debe principalmente a los problemas en el cuajado de las flores por la nula presencia de lluvias durante la primavera y el verano en la zona del levante, “no se ha visto de momento reflejada en la media de precios, que han estado bajo presión en un intento por parte de los mercados por sacar provecho de la situación por el veto ruso”, indica el ejecutivo. 

Por tanto, de cara a la campaña de la variedad Mollar, que arrancará en pocos días, esperamos un descenso de producción similar y, por tanto, podría compensar en cierta manera aquellos volúmenes de esta variedad que se quedarán fuera del mercado ruso por el veto impuesto a las importaciones de la UE”, cuenta el ejecutivo. Y es que, entre las exportaciones directas e indirectas, a Rusia se destinaba entorno al 30% de la exportación, lo que supone más de 13.000 toneladas.

“Esta situación también nos indica que, aunque la granada es una fruta actualmente popular, su oferta en el mercado está aumentando a pasos más rápidos que su propia demanda, no solo en España, sino en el resto del mundo, una tendencia que no parece que vaya a detenerse de momento”, afirma.

La superficie destinada a la granada mollar en el Campo de Elche y las poblaciones del entorno es de aproximadamente 3.000 hectáreas y este año se prevé una cosecha de alrededor de 45.000 toneladas.

Entre los principales mercados en estos momentos, además del propio mercado nacional, destacan el Reino Unido, Francia, Alemania y los Países Bajos, así como los países del golfo Pérsico y asiáticos.

Turquía e Israel saldrán beneficiados por el veto ruso a la importación de productos frescos europeos aumentando sus envíos a este destino. “Además de perjudicarnos directamente el veto por los volúmenes que dejarán de enviarse a Rusia, Turquía e Israel alcanzarán una cuota de mercado más elevada y, si algún día vuelve a levantarse el veto, será difícil recuperarse”, señala.

Este cultivo supone más del 80% de la producción agrícola en muchos municipios del sur de la provincia de Alicante y genera más de 3.000 empleos directos y un millar de puestos indirectos.

Fecha de publicación:
Autor:
©



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor