Anuncios

Ofertas de trabajo

Especiales más

Top 5 - Ayer

Top 5 - La semana pasada

Top 5 - El mes pasado

La estimación de cosecha para Israel es un 30% menor

Buena temporada de pimiento en el norte de Europa

El norte de Europa está satisfecho con su temporada de pimientos. Los productores de los Países Bajos y Bélgica se han beneficiado de un final temprano y un comienzo tardío de la temporada española. En el sur, los precios de Italia son altos porque parte de la cosecha se ha quemado con el sol del verano. Israel espera mucho menos volumen este año, en parte debido a los productores que están desapareciendo y los que están cambiando de cultivo. Canadá ha eliminado un impuesto que se aplicaba a la exportación neerlandesa, lo que es una buena noticia para el sector neerlandés. En EE. UU. hay una disponibilidad limitada de pimientos rojos y amarillos, lo que ha hecho que los precios suban, pero la gran oferta de pimientos verdes ha mantenido sus precios estables. Perú ha logrado recientemente acceso al gran mercado estadounidense, pero la exportación de pimientos no es un segmento especialmente grande. En Australia hay grandes diferencias de precios entre los pimientos de invernadero y los de campo abierto. Por último, China produce básicamente para el mercado nacional.



La estimación de cosecha de Israel es de un 30% menos
Las consecuencias de tres temporadas terribles en Israel han dejado huella sobre el cultivo de pimientos del país. La producción ha bajado de las 130.000 toneladas del año pasado a las 90.000-95.000 de este año, un 30% de descenso. Sin embargo, las expectativas para la temporada son positivas. Se espera que la temporada empiece la tercera semana de noviembre, un comienzo tardío debido a la extrema sequía de agosto y septiembre.

El gran descenso en la producción se debe en parte a la pérdida de productores y en parte a la política del Gobierno. En los últimos años, los productores que se cambiaban a otros productos diferentes de los pimientos podían conseguir ayudas. Esto ha provocado un cambio de los pimientos a los dátiles y las berenjenas. En cuanto a las ventas, los agentes también han disminuido para pasar de 50 exportadores a solo 10. La temporada pasada empezó con grandes esperanzas porque el veto ruso creaba oportunidades para los exportadores y algunos se centraron exclusivamente en ese mercado. Pero cuando el rublo cayó a mitad de temporada (diciembre de 2014), esos exportadores perdieron mucho dinero. Además de las pérdidas que supuso la tasa de cambio, también se sumó que se complicó el cobro de las facturas.

Comienzo tardío para la temporada española

El comienzo de la temporada en Almería ha sido difícil, con baja calidad y pequeños volúmenes a causa de las cálidas temperaturas durante el periodo de cultivo. La escasez de pimientos rojos ha sido notable. Los precios en las subastas iban de los 1,80 euros por kilo a los 2,50 euros por kilo para los pimientos rojos, dependiendo de su tipología. Ahora que la oferta se está estabilizando, los precios están bajando a los niveles normales de alrededor de 1 euro por kilo. Los pimientos amarillos tipo California son los que obtienen un mejor precio en estos momentos con 1,17 euros por kilo en la subasta. Los pimientos Caliornia verdes son los más baratos, 52 céntimos por kilo, y se pagan 60 céntimos por los pimientos tipo italianos.

La superficie de cultivo de Almería está en 9.400 ha, destinada sobre todo a los pimientos tipo California. El volumen de pimientos Sweet Palermo también está aumentando, con el aumento de la demanda de esta variedad, lo que alienta a los productores al cambio. De momento, la oferta y la demanda están equilibradas.

España espera poca competencia de Turquía e Israel. Los comerciantes de ambos países reconocen que Rusia será su principal mercado exportador esta temporada.

La demanda española de pimientos de Perú, por otra parte, ha aumentado drásticamente. España es el principal comprador de sus pimientos morrones. Este aumento es resultado del papel que juega el pimiento en la cocina mediterránea y el aumento deL interés en los alimentos ecológicos.

La cosecha italiana se quema bajo el sol del verano

Las altas temperaturas han inhibido la producción en Italia. La cosecha ha resultado ser menor y lo que se ha recolectado, de un tamaño más pequeño. Las altas temperaturas también han tenido consecuencias negativas para el cultivo, por ejemplo, con respecto al desarrollo de virus. Además, la producción a campo abierto se ha quemado bajo el sol. Cuando aumentó la demanda en septiembre, pero la oferta seguía siendo baja, los precios subieron. Las principales regiones de cultivo están en el sur de Italia, en concreto en Sicilia, Apulia, Campaña y Lacio. El mercado nacional prefiere los pimientos Lamuyo, los pimientos morrones son importados aunque hay algo de producción en el norte de Italia. Los principales proveedores del país son España y los Países Bajos.

El consumidor alemán prefiere los rojos y los amarillos
Los precios en Alemania son significativamente más altos en la semana 42 que en años anteriores, según afirma el BLE en un informe reciente sobre la situación del mercado esa semana. Los pimientos rojos neerlandeses tienen una cuota de mercado del 48,2% y en segundo y tercer lugar están España (30%) y Turquía (13%). Otros proveedores son Polonia y Bélgica, con una cuota del 5,3% y el 2,8%, respectivamente. Los pimientos neerlandeses y belgas obtienen 231 y 233 euros por cada 100 kilos, cuando el año pasado el precio estaba en 164 y 150 euros por cada 100 kilos. Para los pimientos verdes morrones se observa una situación similar. Los Países Bajos tienen la mayor cuota de mercado con un 37,5%, y Turquía y España ocupan de nuevo el segundo y tercer lugar, con el 31,5% y el 20,3%. Los precios de los pimientos verdes también son más altos que el año pasado, en especial los de los neerlandeses y los belgas, que obtienen 185 y 167 euros por cada 100 kilos, en comparación con los 129 y 126 del año anterior. La diferencia de precio no es tan grande para los turcos, que solo obtienen dos euros más por cada 100 kilos.

En el mercado de los pimientos amarillos, los Países Bajos son líderes absolutos con una cuota de mercado del 59,4%. España supone otro 32,8% y el tercer puesto es para Bélgica con un 4,7%. Aunque los pimientos rojos y verdes tienen mejores precios, el precio de los amarillos es el que ha subido más rápidamente. Los neerlandeses obtenían 135 euros por cada 100 kilos el año pasado, este año su precio casi se ha duplicado hasta los 262 euros. Los pimientos belgas también muestran un fuerte aumento, de los 134 a los 243 euros por cada 100 kilos. El precio de los españoles ha subido menos abruptamente y ha pasado de los 124 euros a los 178 euros por cada 100 kilos.

La producción alemana se está acercando a su fin. Como con otros cultivos, el comienzo fue más tardío de lo habitual debido a la influencia de las condiciones meteorológicas. El tiempo cálido ha hecho que la cosecha haya resultado menor de lo esperado. La producción de pimientos de todo el año se dirige a un nuevo periodo de pico en noviembre. El consumidor alemán prefiere los pimientos morrones rojos, amarillos y naranjas. La variedad verde ha estado últimamente bajo presión, aunque en Austria y Hungría la variedad verde tiene más demanda. El segmento de pimientos de aperitivo seguirá creciendo en los próximos años, tanto en demanda como en surtido. Los pimientos alargados también tienen una previsión positiva.

Los productores belgas son optimistas sobre la temporada
La temporada belga también se acerca a su fin. Se espera que haya suministro durante otras dos semanas. Los pimientos morrones están teniendo un mejor rendimiento este mes que el año pasado, según un comerciante. Los productores belgas se están beneficiando del retraso de la producción española y están consiguiendo buenos precios. El comienzo de la temporada también ha sido positivo, lo que ha sido algo muy bienvenido tras las duras temporadas anteriores, según el comerciante.

Buen año para el sector neerlandés, pero ninguna mejora estructural
Tras varios años difíciles, los precios son al fin buenos este año y la temporada seguirá durante otras cuatro semanas más o menos. Los buenos resultados se deben a varios factores: la superficie de cultivo ha disminuido ligeramente, la producción ha resultado menor y España salió del mercado antes y entrará en el mercado más tarde de lo habitual. Estos factores, según los comerciantes, no son estructurales, así que no hay motivos para la euforia. Los precios de los pimientos verdes han sido malos, algunas veces por debajo incluso del nivel de los españoles.

La rotación de cultivos ha empezado en los productores de pimientos morrones y la mayoría de los productores hará el cambio en las próximas semanas. Están tratando de extender la temporada lo máximo posible para aprovechar los buenos precios, pero eso podría tener algún efecto sobre la calidad, aunque también podría estar relacionado con la gran fuerza de crecimiento a principio de temporada. No obstante, este ha sido un buen año y la calidad ha sido, por lo general, buena.

El crecimiento del segmento de las especialidades está siendo muy lento. Aunque hace unos años se pensaba que los pimientos de aperitivo y los pepinos de aperitivo serían un éxito en Europa similar al de los tomates de aperitivo, esta ya no es la creencia popular. Hay un mercado para las especialidades, pero como el producto es totalmente diferente y también más caro de producir, no se puede comparar.

Sin embargo, la diversificación en los Países Bajos es notable. Los pimientos alargados se han convertido en un producto básico del mercado, los pimientos naranjas han conquistado su puesto y desde este año se está jugando con productos exclusivos como por ejemplo los pimientos bicolor y con varias aplicaciones para los pimientos: en vinos, salsas y helados, por ejemplo.

Polonia: el cultivo propio es limitado
El cultivo polaco ha estado al alza en los últimos años. El volumen aumenta anualmente y se están haciendo inversiones en la producción. Polonia central tiene cultivo de invernadero en invernaderos de film y al norte puede encontrarse cultivo a campo abierto, pero la calidad no es tan buena. La temporada del cultivo de invernadero es corta porque son invernaderos sin climatizar. En cuanto a calidad, Polonia no puede competir con los pimientos neerlandeses o españoles; no obstante, se exporta alrededor del 60%. Sus grandes mercados son Rusia, los Estados bálticos y Europa occidental. Fuera de su temporada propia, Polonia importa pimientos morrones de Europa occidental.

Francia: exportación imposible
La producción francesa es limitada y está centrada básicamente en el sur. El total de producción es bajo y se vende en el mercado nacional. También hay, por tanto, mucha importación. La temporada francesa va de abril a octubre. La pasada temporada, los pimientos franceses obtenían 2 euros por kilo. Tratar de exportar es inútil, según un productor, porque España es más competitiva.

EE. UU.: Menor disponibilidad de pimientos rojos y amarillos
Los volúmenes de pimientos verdes de California están mostrando de nuevo una tendencia creciente, pero la oferta de pimientos rojos y amarillos sigue siendo baja. Si la oferta sigue así, se espera que los precios de los pimientos de color aumente hacia finales de año. La temporada de los minipimientos también parece ir a acabar con precios altos. Aunque hay una variedad cada vez mayor en el surtido de pimientos, los pimientos tradicionales siguen manteniendo la cuota más alta del mercado. El mercado estadounidense, con su consumo en aumento, ofrece mucho potencial a la exportación peruana, ya que, desde el mes pasado, le ha sido concedido el acceso al país.

Canadá acaba con el impuesto aplicado a los pimientos neerlandeses

Las autoridades canadienses han eliminado el impuesto aplicado desde 2010 a los pimientos neerlandeses. Es lo que el Tribunal de Comercio Internacional de Canadá (CITT, por sus siglas en inglés) ha decidido esta semana. Desde octubre de 2010 existía un impuesto a la importación del 193% para los pimientos neerlandeses, con la que el país quería proteger a los productores nacionales. Esta medida surgió a raíz del dramático año para los pimientos de 2009, cuando los productores nacionales acudieron a los tribunales para limitar la importación de pimientos procedentes de los Países Bajos. Este impuesto también afectaba al tránsito de pimientos provenientes de España e Israel y también se ha eliminado para esa exportación.

Perú consigue el acceso a los EE. UU.
La exportación peruana de pimientos está al alza. Este año, el volumen ya ha aumentado un 67%, en parte a causa de la alta demanda de España, que es el destino de exportación más importante para los pimientos de piquillo, cuya exportación ha aumentado un 57%. Otro mercado en el que Perú está creciendo rápidamente es EE.UU. Desde el mes pasado las fronteras estadounidenses están abiertas a la exportación peruana, aunque hay exigencias estrictas en cuanto a la exportación y los productos. Por ejemplo, los pimientos tienen que cultivarse en invernaderos donde la mosca de la fruta no tenga posibilidades. Por ello, para poder ampliar más la exportación hace falta inversión en tecnología.

En general, la exportación de pimientos frescos supone una parte pequeña de la exportación total. Los pimientos procesados, secos o en conserva tienen una cuota de mercado mayor en la exportación. El país está considerando formas de aumentar la exportación de pimientos frescos.

Australia: grandes diferencias entre los pimientos de invernadero y de campo abierto
En Australia, los pimientos se cultivan durante todo el año, en invernadero y en campo abierto. Las condiciones de cultivo de este año han sido buenas, pero en cuanto a precio hay grandes diferencias según el modo de producción. Los pimientos de invernadero consiguen unos 6 dólares por kilo en el mercado mayorista, pero para los pimientos a campo abierto el precio está entre 2 y 2,50 dólares por kilo. El bajo precio de la producción a campo abierto está en parte causado por la abundante producción de Queensland Septentrional. Los productores de invernadero de Tasmania y del sur de Australia se han enfrentado a un frío invierno, lo que ha afectado a la cosecha. Sin embargo, el interés en el cultivo de invernadero está creciendo.

China: Más producción de invernadero

China está entre los mayores productores de pimientos del mundo y la mayor parte de su cosecha se vende en el mercado nacional. Después de un pico en los precios en 2013, cuando disminuyó la superficie de cultivo en verano, el precio empezó a descender de nuevo en los últimos dos años. Los pimientos de invernadero están disponibles durante todo el año y se están haciendo inversiones en esta producción. La cuota de mercado de los pimientos de invernadero está en aumento. A partir de la semana que viene empezará la recolección de la producción a campo abierto y se espera que los precios disminuyan a causa de ello. Los comerciantes calculan precios por debajo del nivel del año pasado, en parte a causa del aumento en la superficie de cultivo. Las principales regiones de producción son Shandong, Hebei, Nankín y Shanxi.


Todas las semanas, FreshPlaza publica un resumen de la situación de mercado de un producto en un contexto global. Con estos artículos esperamos dar una idea general de un mercado global que cada vez es más pequeño a causa de la globalización. El próximo artículo se centrará en la lechuga.


Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor