Las sospechas de importaciones ilegales de ajo están bajo investigación en Sudáfrica

 Se han iniciado investigaciones sobre la aparición de una gran cantidad de ajo en el mercado sudafricano durante agosto y septiembre, pues, se sospecha, que se importó ilegalmente. El exceso de oferta arrastró al mercado del ajo a niveles anormalmente bajos, afectando a los productores nacionales.

Tanto el Servicio de Impuestos de Sudáfrica (Sars) como una agencia independiente, Agri Inspec, están investigando si aproximadamente 107 toneladas importadas durante septiembre de 2018 fueron subdeclaradas en términos de precios o volumen. También determinarán si se aplicaron los impuestos de importación y si el ajo se irradió según lo requerido para ciertos orígenes.

Existe un arancel de importación de R3,25 (0,2 euros) por kg para el ajo importado (excluyendo el ajo de la Unión Europea y sur de África), así como un arancel antidumping adicional de R19,25 (1,18 euros) por kg para el ajo chino, debido a casos de dumping de ajo hace algunos años.

Sudáfrica es un importador neto de ajo, pero también un productor fuerte: poco más de la mitad (56%) del ajo que se consume en Sudáfrica es importado, pero el país también exporta ajo a los países vecinos.

El mercado de ajo sigue cojeando tras un exceso de oferta 
El impacto que tuvo el exceso de oferta de ajo importado en el mercado interno ha sido significativo. Los precios han sido inusualmente bajos y el mercado aún no se ha recuperado.

Tradicionalmente, la oferta nacional de ajo es reducida de junio a agosto y las importaciones son más altas durante agosto y septiembre, aunque, según las cifras del comercio, las importaciones oficiales fueron un 45% más bajas durante el pasado mes de agosto que el año anterior.

Bertus van Heerden, director general de Agri Inspec, dice que su investigación se inició hace cinco semanas por orden de la Asociación Sudafricana de Productores de Ajo. "El problema fue que justo cuando los productores locales estaban listos para ingresar su ajo al mercado, los enormes envíos salieron al mercado y durante varias semanas se pudo vender muy poco ajo local".

El ajo local y el español son de mayor calidad que el ajo chino irradiado
Un comerciante en el mercado de productos frescos dice que los precios están muy por debajo de los niveles del año pasado y, particularmente, el año anterior, en alrededor de R30/kg (1,84 euros) para el ajo blanco grande. (En un gran retailer, el ajo se comercializa actualmente a R120/kg (7,36 euros)).

Según este comerciante, los precios del ajo chino son actualmente más altos. "Su apariencia es muy buena, pero es de mala calidad", dice sobre el ajo chino irradiado. “Vendo mucho, pero en realidad, los ajos sudafricano y español son de mejor calidad. El ajo español se parece a nuestro ajo local".

Bertus señala que los altos impuestos de las importaciones sobre el ajo chino pueden llegar a R600.000 (36.800 euros) por contenedor, lo que eleva el precio en los retailers de R120 (7,36 euros) a R300 (18,4 euros) por caja de 10 kg. "Aunque un contrabandista pague ilegalmente en Durban o en el puerto de Ciudad del Cabo R200.000 (12.280 euros), sigue haciéndole un favor al banco", expresa y declara que tiene sus dudas de que el exceso de ajo de esta temporada haya sido el resultado del contrabando.


Fecha de publicación :
©



Reciba el boletín diario en su correo electrónico gratis | haz clic aquí


Otras noticias en este sector:


© FreshPlaza.es 2019