Citrus Summit: La Comisión Europea no se opone al comercio con Sudáfrica

Deon Joubert y Rocco Renaldi son los representantes y lobistas del sector de los cítricos sudafricano en la Comisión Europea y, en medio de la acelerada situación en torno a la mancha negra de los cítricos, proporcionaron a los delegados en la reciente Citrus Summit una comprensión del entorno en el que la Comisión Europea se encuentra.

Rocco Renaldi, el representante de la CGA en la UE, explicó que la Unión Europea se encuentra en una posición difícil ante las crecientes fuerzas del populismo y el euroescepticismo, así como un bloque de poder temible en Rusia. "La UE no puede permitirse el lujo de parecer débil. Está intentando demostrar su valor", dijo, y señaló que se producirá un importante cambio institucional después de las elecciones del Parlamento Europeo el próximo mes, con una nueva Comisión Europea que asumirá el cargo el 1 de noviembre.

Rocco Renaldi, a la derecha, con Mikhail Fateev, representante de la CGA en Rusia

Rocco señaló la aceleración en el número de acuerdos de libre comercio que la UE ha cerrado en los últimos años como una forma de afianzar su posición internacional. Al mismo tiempo, el poder de compra está disminuyendo en muchos países europeos. “Hay desequilibrios significativos en la cadena alimentaria en Europa. Los productores españoles enfrentan los mismos problemas que cualquier otro productor en Europa, con los retailers reduciendo los márgenes, por lo que la UE está intentando aprobar leyes sobre las prácticas comerciales desleales".

Los agricultores europeos obtienen importantes subsidios agrícolas, pero en Europa, señaló Rocco, no hay conciencia de que los agricultores sudafricanos sean competitivos sin subsidios del Gobierno.

Sudáfrica, atrapada en medio de los intereses en conflicto en Bruselas
“La Comisión Europea tiene un margen de maniobra limitado. Cuando vamos a ver a la Comisión, no es una entidad que se oponga, lo dice claramente: necesitamos tu fruta, no somos anticomercio".

Rocco utilizó el ejemplo de la Xylella fastidiosa, la bacteria que causó estragos en los olivares de Italia, que se cree que ingresó a Europa a través de una planta de café ornamental. "La Comisión Europea no puede verse comprometida con la seguridad alimentaria y la salud de las plantas".

Respecto a los problemas de la mancha negra de los cítricos, explicó que algunos Estados miembros podrían estar de acuerdo con la posición de Sudáfrica de disminuir las medidas de emergencia, pero que el acuerdo de los 28 Estados miembros es necesario y que si la Comisión no tiene la mayoría, ni siquiera van a poner enmiendas sobre la mesa.

Por otro lado, hay sectores que luchan y buscan ayuda en Bruselas. “Bruselas siempre es un blanco fácil, usado extensivamente por aquellos que tienen problemas en el sector. Sudáfrica está un poco atrapada en el medio. No esperaría un gran cambio a corto plazo por parte de una nueva Comisión Europea o un nuevo Parlamento Europeo, pues se espera que sea más populista de lo que es ahora".

El brexit supone la pérdida de un Estado miembro importante
"Es posible que el Reino Unido después del brexit no vea la CBS con la misma atención, aunque vayan a seguir el mismo sistema en el futuro previsible. Sin embargo, si el brexit sucede, perderemos un Estado miembro muy importante con un alto número de votos y que siempre ha adoptado un enfoque pragmático y útil".

Por lo tanto, ¿qué deberían hacer el sector de los cítricos y el Gobierno sudafricano, dado el aprieto en el que se encuentran?

"Si el sector está enfrentando cerca de 2.000 millones de rands [más de 125 millones de euros] en costes relacionados con la gestión de la mancha negra y si el criterio colectivo es que el coste es insostenible a largo plazo, no tenemos más remedio que buscar una solución al desacuerdo sobre si esas medidas están justificadas o no. Si el Gobierno sudafricano alcanza a la Unión Europea de una manera más formal, nos veremos obligados a ser al menos tan buenos, o mejores, en el cumplimiento, en particular para la polilla falsa. No podemos descuidarnos ni un poquito del récord del año pasado".

Nuevas iniciativas para tratar las interceptaciones
La temporada pasada, la primera en la que Thaumatotibia leucotreta fue una plaga cuarentenaria, hubo 9 interceptaciones de Thaumatotibia leucotreta en 750.000 toneladas de cítricos sudafricanos. Tanzania tuvo 33, Uganda 46 y Kenia 54 interceptaciones en volúmenes mucho más pequeños.

En cuanto a la mancha negra de los cítricos, Sudáfrica tuvo dos interceptaciones, mientras que Brasil tuvo 26 y Argentina 18.

"La Thaumatotibia leucotreta prácticamente ha desaparecido en la cola como predeterminada. Somos los mejores, pero nuestro trabajo para llegar aquí ha sido enorme y no se nos da el reconocimiento que merecemos", señaló Deon Joubert. "La Comisión Europea tiene grandes problemas y es nuestro trabajo presentar opciones. Estamos considerando nuevas iniciativas sobre la forma en la que la UE se ocupa de las interceptaciones".

Deon continuó: "Queremos concentrarnos en los proveedores, importadores y otros operadores exitosos. Si reconocemos o alentamos a aquellas cadenas de suministro (que nunca han tenido ninguna interceptación) con acceso de ‘vía rápida’, motivaremos a todos a gestionar cero interceptaciones. Además, se ofrecerán recursos para administrar y ayudar a las pocas líneas de suministro que experimentan desafíos y los solucionan".

Deon Joubert, enviado de la CGA a la UE

"La mancha negra nos preparó excepcionalmente para que nos adaptáramos al juego de mitigación de riesgos fitosanitarios. Estamos en forma y mucho mejor preparados para manejar esos riesgos y presentar nuestro caso".


Fecha de publicación:
©



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


© FreshPlaza.es 2019

¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor