El mango colombiano necesita resurgir

Colombia se encuentra ante el desafío de una crisis en el sector del mango. A pesar de las innumerables propiedades nutricionales y saludables del mango, rico en vitaminas, A, C, E y ácido fólico, minerales, como el hierro, potasio magnesio, zinc, yodo y calcio, su cultivo es menospreciado en el propio país y no recibe la atención que el resto del mundo querría.

Desde la asociación de productores de mangos de Colombia, Asohofrucol, ponen cifras a este cultivo: una hectárea de plantación de mango de azúcar produce 25 toneladas de frutas y cada cosecha genera unos 6.000 empleos en mano de obra, de la cual unos mil empleados son extranjeros. El abandono de las plantaciones por faltas de ayudas gubernamentales deja de generar entre 2.500 y 3.000 empleos, deshaciendo el tejido social de la región agrícola y provocando un aumento de la criminalidad por la falta de ingresos.

La responsabilidad de esta situación no es solo del sector productor de mangos, sino de todos los sectores que lo necesitan, de la investigación y de la agroindustria. La mayoría de los agricultores son pequeños y medianos productores, que trabajan aislados, tanto para la siembra como para la cosecha, sin estar asociados en organizaciones o cooperativas que les ofrezcan respaldo.

El mango se presenta como un producto con rendimientos en salud para todas las poblaciones, y con importantes posibilidades de disminuir el desempleo, el ocio y la delincuencia, y eso es algo que el gobierno debe ver con responsabilidad.

Para que el mercado del mango resurja, se necesita mejorar la tecnología actual para poder llegar a los mercados internacionales, con un mejor control fitosanitario en los cultivos, manejo de plagas y enfermedades. Además de todo ello, el sector exige al gobierno medidas para incentivar su cultivo a través de créditos agrarios, la apertura de nuevos mercados de exportación o una mejora en la formación e investigación en la genética de la fruta.

El mango no es solo una fruta beneficiosa para el organismo; es una fruta capaz de aumentar los beneficios financieros, disminuir del desempleo y mejorar de la actividad agrícola. Por eso, en Colombia el cultivo del mango no puede ser un cultivo abandonado.

 

Fuente: elheraldo.co


Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


© FreshPlaza.es 2019

¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor