Resumen del mercado global de la cebolla

Más cebollas, más grandes y de mejor calidad. Después de una  campaña 2018 con escasez de producto en Europa y un mercado casi vacío en 2019, los rendimientos de este año vuelven a estar dentro de la media. Los almacenes frigoríficos de Europa se están llenando con nuevas existencias de cebollas y eso también supone que los mercados que se beneficiaron de la escasez del año pasado exportarán menos. China está exportando menos a Europa, aunque los menores volúmenes en el mercado indio se han traducido en un repentino incremento considerable del nivel de exportación de las cebollas rojas. Chile se benefició el año pasado de que el mercado europeo estuviese vacío y, como resultado, después de años de tendencia a la baja, vio aumentar el volumen de cebollas un 7%. Estos se destinaron principalmente a los mercados español y británico.

 

España: Los precios se mantienen en niveles muy bajos
Las fuertes lluvias en Valencia, Alicante, Murcia y parte de Albacete han ralentizado la cosecha de cebolla, que iba con adelanto en esta nueva campaña, sobre todo en Albacete, una de las pocas zonas productoras de cebolla donde la climatología ha sido muy benévola hasta el momento, con muy poca presencia de lluvias.

Si bien la campaña pasada se caracterizó por precios inusualmente altos en los mercados debido a la escasez de cebolla en casi todo el mundo, este año hay abundancia de producto en todos los países productores, en general. En España también hay más cantidad, más disponibilidad de calibres y mejor calidad que el año pasado. En julio se desplomaron los precios en muy pocos días provocando inestabilidad en las ventas. Una vez tocaron suelo los precios se fueron estabilizando y hasta estos momentos se han mantenido sin fluctuaciones y se ha recobrado la normalidad en el mercado. Los precios son todavía bajos, rozando los límites de la rentabilidad, pero el sector confía en que pueda cambiar la tendencia y suban los precios una vez terminadas la cosechas de cebolla para almacenar en todas las zonas productoras.

 

Países bajos: Suficientes cebollas después de una temporada inusual con déficit
Después de un año extraño con poca oferta y precios por las nubes, la situación de los exportadores holandeses de cebolla ha vuelto a la normalidad. Pese a las condiciones de sequía, la cosecha de este año se presenta buena. Las estimaciones de la VTA publicadas esta semana muestran que el rendimiento medio se sitúa en 59,6 toneladas por hectárea, en la línea de la media a largo plazo. En 2018, había caído a 41,4 toneladas por hectárea. Esto significa que el rendimiento por hectárea es actualmente un 44% más alto que en la temporada anterior. Las cifras de exportación muestran que en las ocho primeras semanas de la temporada se exportaron menos cebollas, pero las exportaciones a Brasil se incrementaron de manera extraordinaria. El año pasado, Brasil no compró cebollas en esas semanas, pero este año la temporada de cebolla holandesa ha sido viable en esas primeras semanas. En los últimos meses, se ha hecho evidente que ya hay regiones donde los extremos meteorológicos han llevado a una escasez sustancial en la producción local. África y Extremo Oriente están ahora también en el mercado. Hay también una demanda extraordinariamente temprana de Europa del Este. el precio por paquete oscila entre 0,17 y 0,19 euros, que debería permitir hacer beneficios tanto a productores como a comerciantes. el año pasado, de pronto parecía que podrían llegar a Europa cebollas de todo el mundo, pero dada la buena calidad (la cosecha se está produciendo en condiciones excelentes) y un precio competitivo, los holandeses esperan recuperar su cuota de exportación pronto. Es algo que se necesita urgentemente, pues debido a los buenos rendimientos y al aumento de la superficie, hay muchas cebollas para vender.

Bélgica: La difícil temporada todavía tiene que compensar
Hay bastante tranquilidad en el mercado belga de la cebolla. La demanda cae y los precios son más bajos de lo esperado. Los productores han tenido una temporada de cultivo difícil. Se ha necesitado mucha agua y, por la sequía, el riesgo de enfermedades como el Fusarium ha sido alto. Pero estos esfuerzos todavía tienen que compensar. Los comerciantes esperan que el mercado se recupere cuando todas las cebollas de simiente hayan salido de la tierra y empiecen las exportaciones, pero eso aún está por ver.

Francia
Pese a la sequía en Francia, la producción de cebollas es razonable. El uso de irrigación ha ayudado en este sentido. La cosecha de cebolla se produce entre junio y septiembre. El precio de las cebollas francesas está fuertemente determinado por el de otros países de Europa. Aun así, las perspectivas apuntan a que los precios caerán, dado que habrá más cebollas en el mercado. Es posible que la oferta sea mayor que la demanda.

Alemania: El mercado de la cebolla vuelve a ser estable después de un primer semestre difícil
Debido al calor registrado en 2018 y la resultante escasez en el mercado, el mercado alemán estuvo excepcionalmente vacío en la primera mitad de 2019. La falta de cebollas nacionales se ha traducido en un cambio a los productos de importación. Las cebollas de Italia y otros países han tenido mucha demanda en el mercado alemán. "Me atrevería a decir que esta es la mejor temporada de los últimos 30 años", indica un importador de cebolla especializado.

La cosecha nacional está actualmente en pleno apogeo y las importaciones han quedado en segundo plano. A diferencia del año pasado, la cosecha está dentro de la media en las regiones productoras alemanas, por lo que la temporada por ahora se ha desarrollado sin altibajos significativos. "Dentro de una o dos semanas, sin embargo, podremos dar una respuesta definitiva a la estimación de cosecha y tendremos una idea de cómo va a ser la próxima temporada", dice un comerciante.

Austria: Los precios se mantienen estables
En Austria, la cosecha principal se ha reanudado rápidamente tras un breve paréntesis. La oferta de cebollas para consumo nacional es abundante, pero la presión de los precios todavía no es un problema. La demanda nacional es satisfactoria, acorde con la temporada, y la publicidad en los retailers está dando un impulso extra. En cuanto a las exportaciones, hay relativamente poco movimiento: los precios se mantienen estables, con entre 23 y 28 euros los 100 kilos para productos lavados y clasificados.

Italia: El mercado prefiere las cebollas nacionales
La producción de cebollas en la Emilia-Romaña, en el norte de Italia, ha superado a la de 2018. Los precios son buenos en general. Aun así, ha habido algunos problemas de calidad que han afectado a las cebollas rojas y blancas justo antes de la cosecha, y la vida útil de esas cebollas se ha visto afectada. Los precios pagados a los productores han oscilado entre 0,18 y 0,22 euros el kilo en el caso de las cebollas amarillas y entre 0,25 y 0,30 euros el kilo en el caso de las rojas y blancas. Los productores han estado disfrutando de buenas ventas y podrán mantenerlas. La mayoría de cebollas se venden en el mercado nacional. Todos los canales de ventas, desde los mayoristas hasta los retailers, prefieren las cebollas italianas.

Las cebollas se venden en el mercado mayorista italiano por entre 0,50 y 1,80 euros el kilo, dependiendo de la variedad y el origen. Además de las italianas, también hay disponibles francesas y holandesas. "Los precios se mantienen dentro de la media. Algunos días, tenemos sobreoferta y es difícil vender; sin embargo, la venta de cebollas se mantiene más o menos igual durante todo el año", dice un mayorista.

Grecia: Mejores resultados después de una cosecha pobre
Las cebollas se cosechan dos veces al año en Grecia, en abril y en agosto. Conservándolas en almacenes frigoríficos, las cebollas se pueden vender todo el año, pero la temporada de exportación va de abril hasta finales del verano. Por ahora, la cosecha ha ido bien, lo cual es bueno, dada la pobre cosecha en Europa el año pasado como resultado de la ola de calor. Los precios son un poco altos y eso es una buena noticia para los importadores. La demanda se mantiene al mismo nivel.

India: Los precios más altos en tres años
"Esta temporada, los precios pagados por las cebollas indias son los más altos de los tres últimos años", dice un comerciante indio. "El año pasado, los productores recibieron un precio bajo por sus cebollas, por lo que este año se ha sembrado menos. Sin embargo, la demanda se ha mantenido igual internamente y eso ha elevado los precios esta temporada. La nueva campaña comenzará a finales de octubre, por lo que son principalmente los comerciantes y los poseedores de stock los que se benefician. Es algo evidente en el mercado de Lasalgaon, el mayor de Asia para la cebolla, donde los precios esta semana se han elevado 6,33 euros por 100 kilos. Las diferencias de precios entre calibres también son menores que el año pasado debido a la escasez en el mercado. Sin embargo, eso hace que las cebollas indias sean menos atractivas para las exportaciones este año, compitiendo principalmente con China en términos de precios. Además de una menor superficie también nos enfrentamos al exceso de lluvia y a inundaciones en Maharashtra, la mayor región productora de cebollas de la India". Los principales mercados de exportación de la India son Bangladés, Sri Lanka, EAU, Malasia y otros países asiáticos. "Hablamos básicamente de esos mercados donde las cebollas europeas y americanas no llegarán por la distancia de viaje. En cualquier caso, espero cebollas de buena calidad la próxima temporada".

China: La exportación de cebollas rojas crece pronunciadamente por la escasez en la India
El mercado chino de la cebolla ha cambiado en comparación con el año pasado. Mientras que el año pasado todavía había escasez de cebollas holandesas y las cebollas chinas pudieron cubrir ese vacío, este año no faltan cebollas en Países Bajos. Como resultado, la exportación de cebollas chinas ha caído en comparación con el año pasado, aunque se mantiene en un nivel similar al de años anteriores. Las cebollas chinas también han tenido que lidiar con unas condiciones meteorológicas extremas. Como resultado, los precios han subido, pero conforme han empezado a suministrar más regiones, el precio ha vuelto a caer.

En estos momentos, el precio de las cebollas rojas es muy alto. Se debe a que la India lleva un tiempo soportando condiciones meteorológicas extremas. Esto ha hecho mella en la producción de cebollas rojas y el volumen se ha contraído considerablemente. Ahora China está llenando ese vacío, pero el precio sigue subiendo por la alta demanda.

Estados Unidos: Potencial de exportación para una mayor oferta
Los precios de las cebollas han sido altos en primavera y verano, pero los cambios en el mercado son inminentes con la llegada de la nueva cosecha. "Estamos viendo buenas existencias", dice un comerciante. "Las cosas deberían ser mejores ahora que el año pasado". El tiempo no ha dado problemas y la cosecha ha empezado a tiempo en el noroeste. En California, el volumen de producción es comparable al del año pasado. La cosecha llegará hasta mediados de noviembre. La nueva temporada empezará a finales de abril de 2020. Si bien la demanda de cebollas en el retail es algo más baja en este momento, no ocurre lo mismo en el foodservice. La demanda de cebollas cortadas es estable. Se espera que los productos tengan buen sabor y que además sean atractivos visualmente.

Hay potencial de exportación dado el mayor suministro de cebollas, "Creo que la exportación empieza en cuanto aumenta la oferta", dice un comerciante. "Los envíos se dirigen sobre todo a Panamá, Guatemala, Honduras, Corea del Sur, Taiwán, Hong Kong y República Dominicana. Hay incluso oportunidades para exportar a México. "Los precios son buenos en estos momentos, pero menores que el año pasado. Las perspectivas son que los precios caerán un poco conforme aumenten los volúmenes disponibles".

Perú: Se espera una cosecha normal después de El Niño
Debido a la geografía de Perú, las cebollas se pueden cosechar varias veces al año. La primera cosecha empieza a finales de junio en Ica y Olmos, mientras que la región costera empieza a cosechar a finales de noviembre. La cosecha ha sido turbulenta en los últimos años como resultado de El Niño. Este año, parece que los productores de cebolla tendrán una cosecha normal de nuevo, con calidad media, volúmenes normales y calibres grandes. Los productores nacionales son la principal competencia en el país, El mercado de exportación de Perú llena principalmente llena los huecos en el mercado estadounidense y en algunos mercados europeos. En cuanto acaba la temporada de cebolla en estos mercados, pueden empezar las exportaciones.

Chile: La poca cosecha de Europa presenta oportunidades para las cebollas chilenas
La cosecha para la exportación comienza a finales de febrero y continúa hasta finales de abril. Debido a unas condiciones meteorológicas favorables, la cosecha puede durar varios meses más y la exportación se puede ampliar con los volúmenes de las cámaras frigoríficas. El mercado chileno se ha visto afectado por los acontecimientos en el mercado europeo, en especial en cuanto a mejores tecnologías para el almacenamiento de cebollas. Esto está afectando al potencial de exportación del país, que cada vez se reduce más. Chile se está centrando en los formatos medios y grandes para llenar el hueco de contratemporada de las cebollas españolas. Sin embargo, los chilenos han tenido una buena temporada este año por la escasez de producto en Europa el verano pasado, lo cual le brindó a Chile la oportunidad de cubrir ese vacío. Para la temporada 2019, la producción ha crecido un 7% después de haberse reducido en las nueve temporadas anteriores. Los mercados de exportación más importantes para Chile son España, Brasil y el Reino Unido, que juntos suponen el 80% del volumen de las cebollas chilenas.

Australia: Las exportaciones han crecido
Las exportaciones australianas de cebolla están creciendo. Para finales de 2018, el incremento en el volumen total fue del 23%. El volumen de las exportaciones ha crecido un 20%. Según un comerciante, este incremento se ha debido principalmente a una temporada dramática en el mercado europeo en 2018. No obstante, se cree que este comercio creciente puede continuar. Las importaciones cayeron un 34% el año pasado.

 

La próxima semana en el resumen del mercado global: peras.


Fecha de publicación:
©



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


© FreshPlaza.es 2019

¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor