Lidl está conquistando España

La sucursal de Lidl en Madrid-Prosperidad siempre está llena temprano por la mañana. Una multitud colorida y heterogénea entra por las puertas: jóvenes, que compran su comida para el instituto o la universidad, y mayores, que hacen sus compras semanales.

"El supermercado está cerca de mi piso. Me gusta, los precios son buenos".

"A veces es difícil encontrar a alguien que te ayude. Por supuesto, los empleados están en la caja registradora, de donde no pueden irse, o están reponiendo productos en las estanterías".

Promociones, marcas blancas y muchos productos ecológicos
El concepto de Lidl es diferente al de la mayoría de las cadenas de supermercados españolas. Por ejemplo, el discounter alemán tiene, casi de manera exclusiva en España, un "bazar": mesas con artículos promocionales que van desde productos de “la semana italiana” hasta una crema antiarrugas y un cortasetos. Además, hay marcas blancas de alta calidad y muchos productos ecológicos: una tendencia alimentaria que todavía es bastante nueva en España y a la que los supermercados locales se han mostrado reacios hasta ahora, de acuerdo con Erik Schlie, profesor de marketing y vicedecano de IE Business School en Madrid.

Pero: "La agricultura tiene que seguir esta tendencia. A este respecto, se necesita más y más agricultura ecológica certificada en España, para poder abastecer a las tiendas. En general, creo que los consumidores quieren tener la opción entre elegir, por ejemplo, un tomate ecológico, que tal vez sea un poco más caro, o un tomate normal, que no cuesta casi nada en Lidl. Eso sin duda será un tema en el futuro".

La competencia se basa en los precios
Según las estadísticas, seis de cada diez hogares españoles compraron productos ecológicos el año pasado, un aumento del 20 por ciento respecto al año anterior. Según datos propios del año 2018, Lidl fue la cadena de supermercados con más productos ecológicos en el surtido. Aldi España también se está centrando cada vez más en este segmento de productos. Estos productos de alta calidad, pero también las frutas y hortalizas de cultivo convencional, generalmente se venden más baratos en los discounters de origen alemán Lidl y Aldi que en los otros supermercados de origen español.

"Ciertamente es cuestionable ver que un kilo de bananas se vende muy por debajo de un euro. Porque entonces ¿qué les queda a los agricultores en las islas Canarias, si el producto no proviene de Ecuador? Lo mismo ocurre con las naranjas".

Lidl destaca que la cadena siempre quiere ofrecer los precios más bajos del mercado, pero no a expensas de sus proveedores. La entidad tiene una responsabilidad con sus productores, según dice el portavoz de Lidl España, Carlos González-Vilardell.

"Estamos estableciendo relaciones a largo plazo con los proveedores. No nos encontramos entre las compañías que solo cierran contratos a corto plazo. Queremos que nuestros proveedores puedan desarrollarse de manera sostenible y tener seguridad de planificación a largo plazo".

Muchos supermercados locales son viejos y polvorientos
Pero el éxito de Lidl en España también está relacionado con el fracaso de otras compañías. Las cadenas de supermercados nacionales DIA y Eroski no están económicamente en buena forma y Lidl explota estas debilidades, de acuerdo con el profesor de marketing Erik Schlie.

"Eroski y DIA son formatos de supermercados, que yo, como alemán que vive ya diez años en España, encuentro viejos y polvorientos. Yo personalmente no voy a estos supermercados. Pero mirando a Lidl y cómo ha crecido en estos últimos años, hay que decir que ha conquistado la costa española. A las tiendas acuden los alemanes, los turistas pero también los residentes. La cadena se hizo popular en España primero entre los turistas, pero ya es muy conocida por la población local", comenta Erik.

En los últimos 25 años, Lidl ha abierto alrededor de 600 tiendas en España. Además de Aldi y la compañía española Mercadona, líder indiscutible del mercado, el grupo alemán es la única cadena de supermercados en crecimiento en España. El próximo año, Lidl planea abrir 30 supermercados más en España. Made in Germany a precios low-cost está conquistando la península ibérica: a los españoles les gusta.

Fuente: Deutschlandfunk

 


Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


© FreshPlaza.es 2019

¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor