El aumento de calibres impulsa las ventas de uvas sudafricanas en Extremo Oriente

En el río Orange ha sido un año dentro de la media, no excelente, pero sí mejor que el año pasado, y la zona no ha alcanzado sus estimaciones de cosecha. Algunas variedades han decepcionado, principalmente por factores de cultivo, pero la Thompson Seedless ha funcionado particularmente bien.

En la región del río Olifants del Cabo Occidental, donde también hay productores, el envasado continúa a fuerte ritmo.

"La región del río Olifants siempre ha tenido muy buena reputación por su calidad, y este año regresan a la normalidad después de dos temporadas difíciles consecutivas, en las que sufrieron un duro revés a causa de la sequía", dice un comerciante de uvas que prefiere permanecer en el anonimato.

Los calibres de las uvas han permitido a los exportadores, tanto de la región del río Orange como ahora de Trawal, poner un mayor énfasis en las exportaciones a Extremo Oriente.

Abundan las uvas extragrandes
"En estos momentos la mayoría de los productores solo están envasando uvas extragrandes y, en algunos viñedos, apenas están obteniendo calibres grandes. El año pasado muchas uvas tenían calidad para la UE, por eso enviamos mucha fruta, pero este año, como ha mejorado el calibre del grano, hemos estado enviando más a todos nuestros mercados de todo el sudeste asiático".

"En términos de economía de escala, los ingresos procedentes de Extremo Oriente son considerablemente mejores que los de Europa, pero también es muy importante para la diversificación de riesgos".

Han estado recibiendo muchas solicitudes de compradores interesados del sudeste asiático, muchos de ellos recién llegados atraídos por las oportunidades que ofrecen las uvas de mesa.

Apagones y retrasos en los puertos
"Toda nuestra fruta ha llegado bien, por lo que estamos satisfechos. Solo tenemos un problema con el envío y el retraso de los buques por el viento y por las huelgas de celo en el puerto. Ha ocurrido que se han desplazado las fechas de apilado una semana, pero que la fruta ya está envasada, y tenemos que mantenerla en cámara otra semana más. Nuestras cámaras frigoríficas de la explotación se llenan, así que tenemos que almacenarlas también en otras cámaras fuera de la explotación".

En las últimas semanas, se han asegurado de que todos sus viñedos estén equipados con generadores diésel. "Estamos bien, estamos preparados, pero es un gran gasto. Como tenemos cámaras frigoríficas propias y tienen que estar en funcionamiento las 24 horas, no hay más vuelta de hoja. Los apagones se detuvieron en Navidades, pero antes hubo muchas interrupciones y han comenzado de nuevo. Solo tenemos que adaptar nuestro trabajo a ello", explica.


Fecha de publicación:
©



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


© FreshPlaza.es 2020

¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor