Anuncios

Ofertas de trabajo

Top 5 - Ayer

Top 5 - La semana pasada

Top 5 - El mes pasado

México, Colombia y Senegal importan ajo español ante el fallo de China por el virus

La crisis sanitaria provocada por el brote de coronavirus en China ha puesto en jaque al comercio mundial de ajo. Al desabastecimiento global provocado por el bloqueo de las exportaciones por parte de China, de donde procede el 83% de todo el ajo que se consume en el mundo, se une el rechazo de las grandes cadenas de distribución a introducir ajos chinos en sus supermercados.

Sin embargo, esta situación ha hecho que se haya disparado el interés por el ajo español y, muy particularmente, el producido en Córdoba, principalmente en las zonas de Montalbán o Santaella.

Tal como señala el presidente provincial y nacional de la sectorial del Ajo de Asaja, Miguel del Pino, han aumentado significativamente tanto las exportaciones como los precios. Así, de los 2 euros el kilo a los que estaba el ajo español antes de la aparición de la alarma sanitaria, se ha pasado a unos precios que según el calibre o la variedad oscilan entre los 2,60 y los 2,80 euros, lo que supone una subida de hasta un 40%.

México, Colombia o Senegal han abierto los mercados a los ajos de Córdoba
El fundador y CEO de la compañía cordobesa La Abuela Carmen, Manuel Vaquero, apunta que la crisis china "ha supuesto que países que llevaban décadas sin demandar nuestros productos empiecen a comprar ajos españoles". México, Mauritania, Colombia o Senegal son algunos de los mercados internacionales que han abierto sus puertas a los ajos españoles. Para Vaquero, esta crisis ha llegado en el mejor momento para los productores cordobeses, que aún mantienen la cosecha del año pasado en cámaras frigoríficas y que en las inmediaciones del arranque de la nueva temporada ven cómo se devalúa el precio porque hay que vaciar las cámaras para dar entrada al ajo fresco.

En cuanto al arranque de la nueva campaña, el sector augura que se mantendrá con los precios muy altos, "por lo que esperamos que sea un año muy bueno para los ajeros", apuntó Del Pino. Además, recordó que la cosecha de Córdoba es la más temprana de Europa, en torno al 15 de mayo. "Y los ajos frescos de China no llegarán a Europa hasta agosto, por lo que todo apunta a que se van a mantener muy altos".

 

Fuente: sevilla.abc.es


Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


© FreshPlaza.es 2020

¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor