Anuncios

Ofertas de trabajo

Especiales más

Top 5 - Ayer

Top 5 - La semana pasada

Top 5 - El mes pasado

Coronavirus en Italia: hay que tomar precauciones, pero evitar la psicosis

Más de 220 personas están infectadas en Italia con el coronavirus, y se han producido siete muertes hasta ahora. El país es el primero en Europa y el tercero a nivel mundial en la propagación de COVID-19, el virus que se ha extendido por todo el mundo desde principios de año. Por el momento, Lombardía, Véneto, Emilia Romaña, Lacio y Piamonte son las zonas afectadas. Más de cien personas están infectadas solo en Lombardía. También se han confirmado tres casos de coronavirus en Trentino y nuevos casos en Florencia y Palermo.

La policía el lunes preparó puestos de control en ciudades en cuarentena en el norte de Italia y los residentes se abastecieron de alimentos, pues el país se ha convertido en el punto focal del brote en Europa y de los temores de que se extiendan sus fronteras.

Foto: Monica Montalti

Junto con el aumento en el número de contagios, también aumenta la preocupación, con el riesgo de una psicosis general. Los supermercados en zonas "rojas", como Casalpusterlengo, ya están bajo asedio. Todos los clientes usan máscaras obligatoriamente, con largas colas en los puntos de venta.

Pero también en otras ciudades de las zonas donde se detectó el coronavirus, los supermercados están sufriendo un verdadero asalto. Por ejemplo Milán (video a continuación), Piacenza pero también Vignola y Cesena, donde se ha terminado el pan envasado, la leche, el agua, las frutas y las hortalizas.

Todos los mercados mayoristas de Italia están abiertos, y la información de que se han cerrado es totalmente falsa, incluso en las zonas más afectadas por el coronavirus de momento. Italmercati y Fedagromercati siguen la evolución de la situación contactando constantemente con Protección Civil. “Hasta ahora hay una actividad comercial estable, sin una desaceleración significativa, pero está claro que preocupan los próximos días. Lo importante también es evitar decisiones precipitadas como el cierre de mercados, donde se venden productos totalmente seguros”.


Foto: Stefano Malagoli 

El coronavirus ha comenzado a afectar a la economía nacional, pero podría tener un impacto positivo en las ventas. Obligada a quedarse en casa, la población consumirá más frutas y hortalizas.

Una empresa incluso ha registrado pedidos triplicados de patatas de la zona del Véneto.

Por el contrario, una empresa de Basilicata comenta: "En un momento en que la demanda de fresas era muy alta, los pedidos se han reducido a la mitad o incluso se han cancelado debido a la propagación del coronavirus".

“Hemos tenido problemas con algunas plataformas en los municipios considerados focos de emergencia. Varios lotes de nuestro producto se han desviado a otras plataformas, mientras que algunos se han detenido. Es una situación que vivimos día a día, tendremos que esperar y ver qué pasa”, dice un director general de una empresa de Calabria.

Un problema adicional concierne a los transportistas, que están comenzando a tener dificultades para garantizar las entregas, lo que tiene un impacto económico en los costes operativos.

La actividad de los aeropuertos continúa con regularidad. Croacia, Hungría e Irlanda han desaconsejado viajar a las zonas afectadas, y los italianos que viajan al extranjero han comenzado a sufrir los efectos de las duras medidas. Sin embargo, los trenes de Italia a Austria vuelven a estar operativos. Por otro lado, Rumanía puso en cuarentena a los ciudadanos que llegaron de Lombardía y Véneto.


Fecha de publicación:
©



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


© FreshPlaza.es 2020

¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor