Vicente Bomboí, presidente de Copal:

"Esperamos que este cambio radical nos haga volver a ser un faro de referencia en el sector"

Tras más de 100 años comercializando productos cultivados por los agricultores valencianos y habiendo llegado a ser una entidad de referencia a nivel internacional, la cooperativa Copal ha llevado a cabo una profunda renovación dentro su nuevo proyecto para ganar el terreno perdido en los últimos años, estableciendo nuevas líneas de trabajo, invirtiendo en nuevas tecnologías de clasificación y renovando completamente su equipo comercial y directivo.

“Desde finales de junio hemos empezado una nueva política económica en Copal y hemos realizado un drástico cambio estructural en la empresa”, explica el recién elegido presidente de la cooperativa de Algemesí, Vicente Bomboí. “Tras renovar completamente la dirección de las diferentes secciones, al no cumplir los objetivos para los cuales se habían contratado, lo primero que hicimos fue contratar un equipo comercial potente, decidido y con muchas ganas de demostrar de todo lo que somos capaces. Reestructuramos de arriba a abajo todos los departamentos y secciones de nuestra empresa”, explica. “Esto se ha hecho muy rápido porque tenemos claros nuestros objetivos y, en dos meses, ya estamos preparados para empezar la nueva campaña de cítricos y kakis”.

Copal es la cooperativa más antigua de España y la segunda de Europa, que en sus mejores años llegó a comercializar volúmenes de 140 millones de kilos, siendo un referente en el segmento de los cítricos. Sin embargo, como señala Bomboí, “pasado el tiempo, la dirección no supo adecuarse a las necesidades de mercado y fuimos perdiendo posiciones en el ranking de exportadores. Nuestra misión ahora es volver, paulatinamente, a ser un faro de referencia”.

Para ello, la cooperativa ha establecido nuevas estrategias con las que aumentar su volumen de comercialización en sus principales referencias y en desarrollar nuevos mercados, realizando una apuesta afirme por la innovación. “De aquí a 4 años queremos volver a ser un referente de empresa en nuestra comunidad y estar entre las empresas líderes de exportación”, subraya Bomboí.

Apuesta por variedades de cítricos con royalties, naranjas y pomelos pigmentados
Aunque también cultivan kakis, granadas y frutas de hueso, las mandarinas, clementinas y naranjas son los productos más importantes para Copal,de los que ha sido un importante player en el mercado internacional.

“Esta campaña comercializaremos entre 42 y 45 millones de kilos, lo que representa un aumento de volúmenes respecto al año pasado. Teniendo en cuenta cómo terminó la campaña pasada en precios por la alta demanda, esperamos un muy buen comienzo y que se mantenga una tendencia positiva a lo largo de la campaña”, señala Bomboí. “Empezaremos en la semana 39 con las variedades extratempranas de satsuma y clementina”, añade.

En su nuevo proyecto y buscando diferenciarse, la cooperativa ha optado por impulsar la producción de nuevas variedades en el segmento de estas frutas, añadiendo además el pomelo, con las que busca incrementar la rentabilidad de sus socios. “Hemos creado una línea de inversión para plantar nuevas variedades de clementina y naranja protegidas. Destacará también la incorporación de nuevas variedades de naranja Valencia pigmentadas, en las que creemos que hay una cuota de mercado interesante y con una demanda aún por cubrir. En esta línea de fruta pigmentada, también estamos apostando por el pomelo pigmentado Star Ruby”.

El kaki, un desconocido en ultramar
Como parte integrante del grupo Persimon, el kaki Rojo Brillante es otro de los productos más importantes para Copal, para el cual ha invertido en la adquisición de nueva maquinaria de clasificación y calibrado.

De acuerdo con Cecilia Taboada, directora comercial de la cooperativa, la campaña del kaki también empezará a finales de la semana 39. Se prevé que esta temporada se producirá un descenso en la producción en general, tanto por una caída de los rendimientos, que podría llegar al 30%, como por la afectación de la plaga de cotonet en los campos. Sin embargo, a pesar de ello, “afortunadamente, nuestros socios no han tenido mermas importantes por esta plaga, por lo que estimamos que cosecharemos en torno a 8-10 millones de kilos”, destaca.

Además de abastecer de kaki a los mercados tradicionales europeos, como Alemania, Francia o Inglaterra, donde se demandan grandes cantidades de este producto, Copal busca abrir nuevos mercados. “Queremos potenciar la exportación a países de ultramar. Ya tenemos tratos para exportar kakis a Medio Oriente, la zona del Caribe y otros destinos de América Latina”, explica Taboada. “Aún hay muchos países en los que este producto es un gran desconocido”, puntualiza Bomboí. “Un desconocido, esperamos, con una larga trayectoria”.

 

Para más información:
Cecilia Taboada
Copal
T: +34 96 248 05 00
M: +34 677 11 22 57
dircomercial@copal.es
Facebook: @Copal Algemesí
Linkedin: Copal Cooperativa Algemesí
www.copal.es


Fecha de publicación:
Autor:
©



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


© FreshPlaza.es 2020

¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor