Pronóstico del USDA

Turquía será el mayor productor de cerezas en 2020/21

Se prevé que la producción mundial de cerezas aumente en 60.000 toneladas hasta los 3,9 millones de toneladas, ya que el aumento del cultivo en Turquía, Chile y China compensará con creces las pérdidas causadas por el mal tiempo en la Unión Europea y Estados Unidos. Se espera que las exportaciones globales aumenten en 17.000 toneladas hasta 503.000 toneladas, destacando los envíos desde Chile y Turquía.

Las exportaciones de cerezas de Turquía superan nuevamente a las de Estados Unidos

La producción de Turquía se estima que aumente en 70.000 toneladas hasta las 918.000 toneladas gracias a las buenas condiciones de crecimiento. En este sexto año consecutivo de crecimiento, los productores están cambiando sus huertos a sistemas de alta densidad y a variedades de alto rendimiento. Se espera que el aumento de la producción incremente las exportaciones a la Unión Europea y Rusia hasta 90.000 toneladas.

Turquía obtuvo acceso al mercado de China y Corea del Sur en 2019, y si bien los envíos a estos países han sido mínimos hasta ahora, compiten directamente con las cerezas estadounidenses, ya que ambos países exportan cerezas principalmente entre mayo y agosto.

Se prevé que la producción de la Unión Europea se contraiga ligeramente en 35.000 toneladas hasta 703.000 toneladas a causa de las heladas y las fuertes lluvias primaverales en los principales países productores. A pesar de la menor oferta, se espera que las exportaciones se mantengan prácticamente sin cambios en 8.000 toneladas. Las importaciones aumentarán en 7.000 toneladas hasta totalizar 60.000 toneladas, ya que la menor producción fomenta mayores envíos desde Turquía.

El aumento de la producción en China se estima en 30.000 toneladas hasta totalizar 450.000 toneladas, manteniendo la tendencia al alza, ya que las nuevas plantaciones que entran en producción compensan con creces las pérdidas causadas por las fuertes nevadas de abril. La superficie cultivada también sigue aumentando, pero a un ritmo más lento. Varias empresas privadas han comenzado a cultivar cerezas en invernaderos y campo abierto en toda China para el mercado de alta gama, con el objetivo de abastecer el mercado interno. Debido al impacto incierto de la COVID-19 en la demanda, se espera que las importaciones chinas disminuyan en 10.000 toneladas hasta las 220.000 toneladas.

La producción en los Estados Unidos cae en más de 40.000 toneladas hasta las 383.000 toneladas. Las intensas heladas afectaron al cultivo de cerezas dulces en Washington, lo cual no pudo ser compensado por el aumento de la producción en California y Oregón, mientras que las cerezas de Míchigan fueron dañadas por las heladas del mes de mayo. El Servicio Nacional de Estadísticas Agrícolas del USDA (NASS) encuestó a la industria y publicó el pronóstico de producción de cerezas de EE. UU. en su informe de junio de 2020. Se espera que disminuyan las exportaciones en 14.000 toneladas hasta las 70.000 toneladas, mientras que las importaciones aumentarán levemente hasta las 12.000 toneladas con mayores envíos desde Chile.

La producción en Chile se estima que aumente en 30.000 toneladas hasta las 287.000 toneladas, gracias a las nuevas plantaciones que entran en producción y las condiciones meteorológicas favorables, con lluvias abundantes en invierno. Se espera que el aumento de la producción impulse las exportaciones hasta alcanzar las 240.000 toneladas.

Se espera que las importaciones rusas aumenten en 15.000 toneladas hasta totalizar 100.000 toneladas, con mayores envíos de productores turcos y de Asia Central.

Fuente: USDA


Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


© FreshPlaza.es 2020

¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor