Luis Fernando Rubio, director de ANPCA y PROCECAM:

“Nos hemos visto obligados a parar la siembra del ajo morado en Castilla-La Mancha”

2020 ha terminado posicionándose no solo como el año más cálido en España desde que comenzó la serie en 1961, según ha publicado recientemente la Agencia Estatal de Meteorología, sino también como el más cálido en Europa y en el Mundo –un puesto que comparte con el año 2016–, de acuerdo con datos del Servicio de Cambio Climático de Copernicus. Sin embargo, este hecho contrasta con la situación meteorológica que el país está viviendo en esta segunda semana de 2021, que también está ofreciendo registros históricos; aunque en este caso, en cuanto a nevadas y bajas temperaturas.

Entre las zonas más afectadas por la ola de frío que recorre el país se encuentra Castilla-La Mancha. “En Albacete se han alcanzado los -16 ºC”, señala Luis Fernando Rubio, director de la Asociación Nacional de Productores y Comercializadores de Ajo, ANPCA, y de la Asociación de Productores de Cebollas de Castilla-La Mancha, PROCECAM. “Esta situación está dificultando la preparación del terreno para la cebolla, que comienza en estas fechas, para llevar a cabo la siembra posteriormente entre finales de febrero y el mes de marzo. A las cebollas de invierno que se sembraron en septiembre/octubre y que ya habían nacido en los meses de noviembre y diciembre sí les va a provocar un parón en su ciclo, aunque no les va a repercutir en su desarrollo. Pero el mayor problema lo encontramos en el ajo”, subraya.

“Estábamos inmersos en la campaña de siembra del ajo morado en Castilla-La Mancha y nos hemos visto obligados a hacer un parón cuando aún falta en torno a un 20-25% de superficie por plantar”, explica. “Además, los bulbos de las siembras que se produjeron a últimos de diciembre/primeros de enero y que ahora estaban empezando a nacer podrían verse afectados por las heladas en el momento en el que las plantas están más expuestas, lo que podría hacer que se tuvieran que resembrar algunas zonas. Pero eso tendrá que evaluarse una vez que pase esta ola de frío y analicemos sus consecuencias”.

Tanto el ajo como la cebolla son cultivos resistentes que aguantan el frío y las heladas, explica Luis Fernando, ya que solo sufren una pequeña parada en su desarrollo vegetativo, que se reactiva una vez que las condiciones vuelven a ser favorables. “Esperemos que, como indican las previsiones meteorológicas, este frío intenso desaparezca a finales de esta semana y que vuelvan a normalizarse las temperaturas. A partir de ayer alcanzamos los 8 grados positivos en la mayoría de las zonas de cultivo. Eso quiere decir que el hielo que está depositado encima de la tierra se va a ir deshaciendo poco a poco y que, aunque las heladas sean intensas, algo que en nuestra zona es habitual, a finales de semana podremos reanudar las tareas de producción”.

Las nevadas del fin de semana asociadas a la borrasca Filomena y que precedieron a la ola de frío actual dificultaron las comunicaciones en buena parte del país, afectando particularmente al transporte en carretera.

“La nevada bloqueó toda la logística”, confirma Luis Fernando. “De hecho, hemos tenido mucha mercancía inmovilizada en carretera que no ha podido salir hacia su destino. Lo hemos ido solucionando como hemos podido, pidiendo comprensión a nuestros clientes por la situación que estábamos viviendo”, relata. “Afortunadamente, el lunes ya se retomaron los envíos y solamente se ha visto afectada aquella mercancía que tenía programado su tránsito el viernes, el sábado y el domingo, que fueron los días de más afectación de las carreteras”.

Retrasos de los envíos de ajo y cebolla desde el inicio del brexit
Sin embargo, los retrasos logísticos provocados por el paso del temporal no han sido los únicos a los que se ha enfrentado el transporte este mes de enero. “Se están dando muchos retrasos en los envíos a Reino Unido desde la entrada en vigor el 1 de enero del nuevo proceso de exportación. Creo que ni las aduanas inglesas ni las francesas estaban preparadas para el alto volumen de mercancía que realmente se tiene entre Europa y Reino Unido. Esperemos que este problema se solucione en breve”.

Y es que, al contrario que la ola de frío actual, que, aunque excepcional, no deja de ser un fenómeno climático puntual, no lo es así el brexit y la salida sin retorno de la Unión Europea del Reino Unido, uno de los principales mercados para las cebollas y los ajos españoles.

“Reino Unido es el segundo país de destino en importancia para la cebolla española, detrás de Alemania. Es un mercado muy importante que demanda mucha calidad, y que la encuentra en nuestras cebollas. Para el ajo español es el quinto destino en volumen, pero el cuarto en facturación. Por ello, para nosotros es muy importante mantener las buenas relaciones comerciales con el país”, subraya el presidente de ANPCA y PROCECAM. “Y sobre todo, es un mercado que aporta mucho valor. No es un mercado que consuma un gran volumen de producto, pero tiene un volumen de facturación importante”.


Fecha de publicación:
Autor:
©



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


© FreshPlaza.es 2021

¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor