La técnica de la PCR ayuda a determinar la genuinidad varietal en frutales en Chile

Cada año en Chile se venden más de 180 millones de plantas frutales y ese mercado requiere tener la certeza de que una planta de una variedad concreta sea efectivamente la que dice ser. Por ello, el potencial individualizador en la identificación genética de la técnica de la PCR (reacción en cadena de la polimerasa) la ha posicionado como un nuevo instrumento en el análisis de la genuinidad varietal en frutales.

“Lo que hemos estado desarrollando en CEAF de Rengo es similar a los exámenes de paternidad de humanos, pero lo aplicamos en plantas, ya que usando el ADN se puede confirmar que el ‘presunto padre’ de una planta es realmente el que uno espera. El trabajo que realicé durante mi tesis fue desarrollado en variedades de cerezos y luego comencé a trabajar con plantas del Programa de Mejoramiento Genético tradicional de portainjertos de frutales de carozo que estaba desarrollando el Centro, para confirmar que las plantas obtenidas en los cruzamientos fuesen híbridas, es decir, que fuesen hijas del padre esperado”, explica la investigadora del Centro de Estudios Avanzados en Fruticultura (CEAF), bioquímica y Dra. en Ciencias Silvoagropecuarias y Veterinarias, Verónica Guajardo, quien en su tesis de doctorado comenzó a utilizar la técnica de PCR

Para Lorena Pinto, product manager de A.N.A Chile (Andes New Varieties Administration), principal administradora de variedades de frutales en el país, el servicio ofrecido por el CEAF es un aporte tremendo para la fruticultura nacional. “Los viveros pueden hacer control de sus planteles y de las plantas hijas con los productores de manera más rápida y más económica, evitar confusión de variedades, identificar frutas en destinos o packings que puedan provenir de plantas que no son adquiridas de forma regular y así controlar la propagación ilegal de variedades protegidas”, explica.

Asimismo, con el apoyo de la Fundación para la Innovación Agraria (FIA), la investigadora lidera un proyecto que busca acortar aún más los tiempos de obtención de resultados con la técnica de PCR mediante la implementación de un sistema de identificación genética de alta resolución (qPCR-HRM) con alto poder de discriminación. “Además de ser un procedimiento sencillo y que permite obtener resultados amigables en su interpretación, favorecerá una rápida toma de decisiones por parte de los clientes”, comenta Guajardo.

Los resultados de la nueva técnica tendrán mayor sensibilidad y resolución y estarán disponibles para los clientes en una semana, lo que acorta el 75% del tiempo actual.

Se espera que la implementación de este servicio de identificación genética permita definir a futuro la genuinidad de más de 350 variedades y portainjertos de cinco de las especies más importantes para la fruticultura chilena: cerezo, manzano, duraznero y nectarino, ciruelo japonés y nogal.

 

Fuente: ceaf / simfruit.cl


Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


Facebook Twitter Linkedin Rss Instagram

© FreshPlaza.es 2021

¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor