Una alianza de 1 M€ apoya a los pequeños productores de banana ecológica de comercio justo

El movimiento Fairtrade/Max Havelaar ha presentado un proyecto de 1 millón de euros financiado por la Agencia Francesa de Desarrollo, con una contribución de 300.000 euros de Carrefour, para respaldar las prácticas ecorresponsables y promover la igualdad de género en el sector productor de la banana ecológica de comercio justo. Para ello, está apoyando 11 cooperativas de Perú y la República Dominicana.

La banana ecológica de comercio justo: el 12% del mercado francés
Con un incremento del 9% en las ventas de 2019 a nivel mundial y un crecimiento del 4% en Francia en 2020, la banana ecológica de comercio justo se impone cada vez más como un producto esencial. El objetivo de Fairtrade/Max Havelaar es garantizar las mejores condiciones de trabajo posibles. Y lo hace proporcionando un precio mínimo garantizado, una prima de desarrollo y estrictos términos de referencia sobre las prácticas agrícolas sostenible. Las bananas han ganado más cuota de mercado que cualquier otro producto de comercio justo en Francia: representan el 12% del mercado (84.000 toneladas vendidas en 2020), en comparación con el 4% del café, por ejemplo.

Cadena de suministro con riesgos: incertidumbre climática, agotamiento del suelo y productos químicos
Los principales retos que afectan a la producción de banana en América Latina son el control de plagas, la disponibilidad de agua, la fertilización y la protección contra los extremos meteorológicos. El monocultivo y el uso intensivo histórico de fertilizantes y plaguicidas químicos han acarreado la pérdida de de fertilidad del suelo y unos niveles inferiores de biodiversidad, así como el aumento de la vulnerabilidad de los cultivos a determinadas plagas. Esto significa que el sector bananero se debe adaptar para poder resistir al cambio climático, la forma en que se gestionan los recursos naturales debe mejorar y las prácticas agrícolas necesitan diversificación. Estas iniciativas pueden incluir sistemas para mejorar la fertilidad del suelo, el uso de insumos orgánicos o diversificación de las prácticas de cultivo con el fin de conseguir incrementos sostenibles de la productividad, así como crear nuevas fuentes de ingresos para la agricultura o desarrollar la producción de alimentos.

La banana es, además, un producto reclamo en los lineales, y su bajo precio no siempre garantiza a los productores un posicionamiento o una mejora de sus ingresos. Por lo tanto, un reto clave reside en la formación y el apoyo a los directores de las cooperativas para que puedan aprovechar al máximo su producción en el mercado.

El mercado de la banana Fairtrade/Max Havelaar disfruta de un rápido crecimiento en Francia

En Francia (2020):

  • 84.000 t de bananas Fairtrade/Max Havelaar vendidas, una cuota de mercado del 12% sobre el total del mercado de la banana en Francia.
  • Aumento del 4% en las ventas en 2020.
  • El 94% de las bananas Fairtrade/Max Havelaar son además ecológicas.

En el mundo (2019):

  • 747.425 t vendidas en 2019 en todo el mundo.
  • Aumento del 9% en las ventas en 2019.
  • 34.973 productores y trabajadores se benefician de Fairtrade/Max Havelaar

 

Haga clic aquí para acceder a la nota de prensa completa (en inglés)


Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


Facebook Twitter Linkedin Rss Instagram

© FreshPlaza.es 2021

¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor