Los invernaderos solo representan el 7% de los residuos plásticos que se generan en España

Invernaderos solares y economía circular

El reciclaje ya forma parte de nuestra vida y de nuestra manera de pensar. Y la agricultura intensiva en invernaderos también se ha sumado a esta apuesta sostenible por la economía circular. De hecho, los datos avalan al sector e invitan a una reflexión sobre la imagen errónea muchas veces proyectada de él: a pesar de que el empleo de plásticos para conformar las cubiertas de los invernaderos es esencial para esta actividad agraria, el sector recuerda que solo genera el 7% de los residuos plásticos y que, además, contribuye más que otros al reciclaje, ya que representa el 9% del total reutilizado, sin contar los envases. En términos absolutos y teniendo en cuenta el volumen de plásticos generados por la agricultura en España (147.000 toneladas anuales), este sector recicla el 48% del total.

Gestión adecuada del 95% de los residuos
Como explica la ambientóloga del Departamento de Agroecología de la Asociación de Organizaciones de Productores de Frutas y Hortalizas (Aproa), Rosa García, "el 95% de los residuos se gestiona de manera adecuada y solo un 5% restante genera impacto visual y ambiental. Una práctica que proviene de gestores piratas que recogen el residuo, valorizan lo que le es rentable y dejan el resto a su suerte, así como de una pequeña proporción de agricultores que tienen mala práctica".

La experta insiste en que "es una problemática que preocupa al sector y que perjudica su imagen, pero de la que es responsable solo una minoría". En este sentido, desde Aproa se ha puesto a disposición de los agricultores un servicio de aviso de residuos en situación de abandono en el medio ambiente.

Pero además, señala que más allá de una adecuada gestión de estos residuos, se "está investigando en nuevos materiales biodegradables o compostables, que están demostrando muy buenas prestaciones". También la valorización energética de aquellos residuos que no pueden ser reciclados ofrece una alternativa para que puedan incorporarse de nuevo al ciclo productivo para que "pasen de ser un residuo a un recurso", sentencia García, como en una planta de tratamiento en Almería donde por cada 1.000 kilos de residuo plástico de difícil reciclado se producen 900 litros de combustible líquido.

El sector participa en el proyecto europeo Reinwaste, "Reconstrucción de la cadena de suministro de alimentos probando soluciones innovadoras para conseguir cero residuos inorgánicos", con el objetivo de que los residuos inorgánicos generados en los sistemas agroalimentarios (tales como envases, embalajes, plásticos, sacos, botellas, etc.) sean gestionados conforme al paradigma actual de la bioeconomía y la economía circular.

 

Fuente: abc.es


Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


Facebook Twitter Linkedin Rss Instagram

© FreshPlaza.es 2021

¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor