Es probable que los rendimientos sean mejores a pesar de los desafíos de la próxima temporada de uvas en Chile

"La producción de uva en Chile está pasando por momentos difíciles".

Así se expresa Nicolás Damm, de Río Blanco, en un primer vistazo a la próxima temporada de uva chilena, que llega después de una difícil temporada a principios de año que tuvo un final prematuro debido a las importantes lluvias en Chile a finales de enero.

"Río Blanco estimó 3 millones de cajas el año pasado antes de la lluvia. Con la lluvia, perdimos 500.000 cajas, alrededor del 15%", continúa Damm.

Para Río Blanco, esto significa un aumento en el volumen esta temporada, en gran parte también porque la zona ha cambiado su producción a muchas de las nuevas variedades de uva, las que los retailers prefieren según los niveles de Brix y el tamaño, pero que también ofrecen mayores rendimientos. "Al menos el 80% de nuestra producción son variedades nuevas, por lo que estamos viendo un crecimiento natural. Nuestra estimación para esta próxima temporada es de unos 3,4 millones de cajas", afirma.

Comienzo en diciembre
La temporada chilena en la parte norte del país comienza a principios de diciembre y en general Chile termina a finales de abril, tras lo cual también tiene uno o dos meses de producto almacenado.

Dado el temprano final de la temporada pasada, Damm afirma que, aunque es pronto para saber cómo será exactamente la temporada actual, no es probable que se produzca un aumento de la superficie. "Los productores acaban de ver los resultados reales de la temporada pasada y la cantidad de dinero que recibirán y es bastante drástica para algunos", comparte. "Es posible que veamos una pérdida de superficie. Muchos productores en Chile no han cambiado a esas nuevas variedades y la situación va a ser muy difícil para ellos".

Al mismo tiempo, se prevé un aumento del volumen. "La pérdida de volumen se debió únicamente a las lluvias de la temporada pasada. Así que las superficies que han cambiado a las nuevas variedades tendrán mayores rendimientos y es posible que veamos una compensación entre las pérdidas y la mayor producción también", añade.

Condiciones meteorológicas
Obviamente, las condiciones meteorológicas que se avecinan en Chile se están vigilando de cerca. "Todavía tenemos un gran problema de sequía en Chile. Ha nevado un poco, pero solo en una zona de producción muy alta y no ha afectado al volumen", continúa Damm. "También hemos tenido algunas lluvias que podrían ayudar".

Por otro lado, la ventana de Chile para el envío de fruta sin competencia sigue estrechándose. En la primera parte de la temporada, Perú sigue compitiendo con mayores volúmenes y con fruta cada vez de mejor calidad. En Asia, compiten las uvas de Australia e India, así como las sudafricanas que van a Europa. La producción de Brasil también sigue aumentando y México produce uvas cada vez más temprano. "Así que tenemos que asegurarnos de competir con fruta de buena calidad y en buenas condiciones", señala Damm.

Y, como los productores y transportistas de todo el mundo han visto a lo largo de 2021, es probable que los problemas de transporte mundial sigan siendo motivo de preocupación de cara a la temporada de la uva. "Hay grandes retrasos y la disponibilidad de contenedores es un reto. Las cerezas llegan antes que las uvas en Chile y su producción es enorme y exige un gran número de contenedores", concluye Damm. "Así que estamos un poco asustados por lo que pueda pasar desde el punto de vista logístico".

 

Para más información:
Nicolas Damm
Rio Blanco
Tel.: +56 (2) 2307 4100
nicolas.damm@rioblanco.net    
www.rioblanco.net   


Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


Facebook Twitter Linkedin Rss Instagram

© FreshPlaza.es 2021

¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor