Un vivero de Carolina del Norte, origen de un brote de pudrición de las hojas y raíces de la fresa en Ontario

La especie Neopestalotiopsis está provocando enfermedades emergentes en las fresas de todo el mundo. La propagación de estas enfermedades está asociada con el comercio de trasplantes.

Existe cierta confusión con la taxonomía de la especie Neopestalotiopsis, ya que el género ha pasado por varias reclasificaciones con el paso de los años, informa la EPPO.


Neopestalotiopsis sp. en fresas de Florida a) síntomas de roya en las hojas b) síntomas tempranos de pudrición de la fruta, y c) síntomas tardías de pudrición de la fruta. Fotos cortesía de la Dra. Natalia Peres, Universidad de Florida 

La especie Neopestalotiopsis provoca roya o manchas en las hojas, marchitamiento de los tallos, pudrición en la fruta y enfermedades poscosecha en una amplia gama de hospedantes. También se puede aislar como endófitos o presentarse en forma de saprófitos en las plantas.

Esta afección de la fresa se informó en un principio que estaba causada por Pestalotia longisetula (renombrado más tarde como Pestalotiopsis longisetula) en Florida e Israel en los años 70. En estos primeros informes, los patógenos se asociaban principalmente con la pudrición de la fruta, pero en informes más recientes se incluye también la pudrición de las raíces y las coronas, que pueden hacer fracasar el cultivo. Incluyen al menos cuatro especies diferentes estrechamente relacionadas: Neopestalotiopsis clavispora, N. mesopotamica, N. rosae y un nuevo Neopestalotiopsis sp. Sin embargo, como sostienen Baggio et al. (2021), algunas especies se podrían haber identificado erróneamente.

Neopestalotiopsis clavispora se identificó en 2016-2019 como causante de pudrición de la corona y la raíz en las fresas en China, República de Corea, Uruguay, España, Argentina e Italia. Neopestalotiopsis rosae se identificó en fresas en Egipto, China, México, EE. UU. (Florida) y Taiwán. Los análisis realizados por Baggio et al. (2021) concluyeron que el aislado identificado como Neopestalotiopsis clavispora en España por Chamorro et al. (2016) debería considerarse N. rosae. Baggio et al. (2021) también sugieren que N. rosae es un síntoma de Pestalotiopsis longisetula. N. rosae también se identificó recientemente como causante de roya en los tallos y marchitez en las plantas de arándanos (Vaccinium corymbosum) en Perú, y de mancha foliar y en los frutos en las granadas (Punica granatum).

Se puede consultar un mapa provisional de distribución en este enlace

Neopestalotiopsis mesopotamica se identificó como causante de pudrición de la corona y la raíz en Ecuador e Irán. Por último, un nuevo Neopestalotiopsis sp. se ha observado recientemente como causante de brotes graves en EE. UU. (Florida, Georgia) y Canadá (Ontario). Todos los trasplantas se originaron en el mismo vivero de Carolina del Norte.

Fuente: EPPO
Onfruit - onfruit.ca/


Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor