François Bellivier, de Capexo (Francia):

"¿A qué precio debemos seguir importando productos exóticos?"

La temporada de lichis de Reunión está a punto de comenzar. Capexo recibirá pronto sus primeros paquetes por vía aérea. "La temporada como tal parece prometedora. Este año comercializaremos más de 450 toneladas de lichis. Dado que Capexo representa el 60% de la carga aérea de la Isla de la Reunión, el 100% de ella en aviones de pasajeros, deberíamos ser capaces de abastecer a nuestros clientes desde este origen. Desgraciadamente, es posible que en las próximas semanas no ocurra lo mismo con los demás orígenes que se transportan como carga", informa François Bellivier, director de desarrollo de Capexo.    

Lichis llegados de Reunión

Los efectos de la crisis sanitaria, hasta ahora controlados
Aunque la crisis de la COVID y los confinamientos han tenido graves consecuencias, el sector hortofrutícola se ha visto hasta ahora menos afectado que otros. "El año pasado, nuestro sector no se vio demasiado afectado por la falta de carga, tanto aérea como marítima. Las tarifas se han mantenido relativamente estables y nos han permitido ofrecer a nuestros clientes productos exóticos a un precio asequible para diciembre de 2020".

El tráfico aéreo mundial se reduce a la mitad
Pero hoy, la disponibilidad de productos exóticos para el periodo navideño parece estar comprometida por el fuerte impacto que sufre el transporte aéreo. "El reto de este año va a ser el transporte y la regularidad del abastecimiento. No tendremos la certeza de que nuestros productos lleguen a tiempo y será muy difícil encontrar aviones para transportarlos. De hecho, este año, el tráfico aéreo mundial se ha reducido a la mitad, ya que se han prohibido los vuelos entre los distintos países confinados durante muchos meses, lo que ha obligado a las compañías aéreas a suspender la mayoría de sus vuelos en todo el mundo. Por ejemplo, los vuelos de Air France en Perú se han dividido por tres".

El transporte marítimo mundial, muy solicitado por la recuperación del consumo
Desde principios de 2021, el tráfico marítimo mundial también se ha visto gravemente perturbado. El aumento medio de los precios de los fletes marítimos supera el 40%. Los principales fabricantes del mundo han solicitado un 50% más de contenedores para reactivar sus fábricas y hacer frente a un enorme repunte de su actividad debido a una importante recuperación del consumo. Este repentino aumento general de la necesidad de transporte de mercancías ha provocado el consiguiente aumento del precio de los contenedores, según su origen. Estos mismos fabricantes, cuyas fábricas están paradas por falta de piezas, recurren con urgencia al transporte aéreo, haciendo que el espacio reservado a los productos perecederos sea cada vez más escaso. 

Aumento significativo de los costes de transporte para el producto de Vietnam
Durante los tres últimos meses del confinamiento vietnamita, muchas mercancías permanecieron bloqueadas en los puertos y las empresas optaron por recurrir al transporte aéreo. Ropa, zapatos, piezas de coche, equipos electrónicos... Todos ellos son productos muy codiciados a los que los transportistas han dado prioridad, en detrimento de los productos frescos, lo que ha generado una fuerte subida de las tarifas del transporte aéreo: +15% en el periodo de marzo a septiembre de 2021 entre Vietnam y Francia. "Por ejemplo, los precios de los fletes aéreos desde Vietnam (uno de los mayores proveedores de componentes electrónicos del mundo) casi se han cuadruplicado desde el año pasado. En 2020 pagábamos 2,40 USD por kilo, y este año estamos en 8,10 USD por kilo, y es probable que estas subidas no hayan terminado. Según los expertos en logística, nos esperan otros dos años de trastornos antes de que las rotaciones vuelvan a su cauce". 

El suministro de productos frescos procedentes de China se ha ralentizado considerablemente
Por lo que respecta a China, el transporte marítimo de mercancías desde el país se ha multiplicado por cuatro en un año. "También hay que señalar que las rotaciones de los buques se ven gravemente alteradas, y ahora es muy frecuente que la duración del tránsito se incremente en varios días sin que se nos informe en el momento de la carga en los puertos de origen. Ante estas perturbaciones, la importación de algunos de nuestros productos se ve inevitablemente afectada. Por ejemplo, hemos tenido que frenar considerablemente la importación de jengibre chino. Además, si antes pagábamos 3.000 dólares por un contenedor de pomelo chino, ahora pagamos entre 11.000 y 12.000 dólares. Una subida meteórica que hace que nos preguntemos si debemos seguir importando y qué precio estará dispuesto a pagar el consumidor".

Para más información 
François Bellivier
Capexo
32-34 av. Georges Guynemer
Z.A. Jean Mermoz – Bât.D
94 550 Chevilly-Larue, Francia
Tel.: +33 (0) 1 41 73 20 77
Móvil: +33 (0) 6 75 03 76 54
f.bellivier@capexo.fr    
www.capexo.fr  


Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


Facebook Twitter Linkedin Rss Instagram

© FreshPlaza.es 2021

¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor