Anuncios

Ofertas de trabajo

Top 5 - Ayer

Top 5 - La semana pasada

Top 5 - El mes pasado

Shypple

Cuatro perspectivas para el transporte marítimo en 2022

¿Cuáles son las perspectivas para las empresas importadoras de productos de ultramar? Shypple, también conocido como el Booking.com del transporte marítimo intercontinental, enumera cuatro elementos que influirán en el transporte por mar en 2022. Además, la plataforma aborda un tema que merece más atención.

"Los empresarios y los consumidores están siguiendo la conmoción en el transporte de carga global con gran expectación. Mientras que los consumidores esperan que sus productos lleguen cuanto antes, la cadena de suministro mundial se obstruye una y otra vez y los precios de los contenedores continúan aumentando. Como consecuencia, las entregas de productos se retrasan y los precios de venta suben".

"Más que nunca, el sector está sujeto a una rápida sucesión de cambios y mucha incertidumbre. El bloqueo del buque Ever Given en el canal de Suez en marzo de 2021 nos ha mostrado cómo un solo incidente puede provocar el colapso de una importante parte de la cadena de suministro internacional. Y es que el sector logístico, que sigue creciendo, está bajo presión. El canal de Suez, por ejemplo, procesó un 10% más de barcos en 2021 que en el año anterior (20.649 en comparación con los 18.830 en 2020) a pesar del incidente del Ever Given. Cuatro son los elementos que, en nuestra opinión, determinarán en gran medida los tiempos de entrega y el precio de los productos".

1) Los confinamientos alterarán las rutas marítimas
"En la primera semana de enero, en Ningbo, una ciudad cerca de Shanghái y el tercer puerto más grande de China, las medidas de cuarentena y el acceso limitado a las terminales provocaron importantes retrasos en el envío de contenedores".

"Hemos sido testigos más de una vez de cómo en el último año las ciudades y los puertos han sido cerrados inesperadamente. China, el país exportador más grande del mundo, adopta una política de 'tolerancia cero' con la COVID-19, aunque también casi todos los demás países ajustan regularmente sus medidas para frenar los contagios de coronavirus. Mientras la pandemia no se haya acabado, el sector tendrá que lidiar con situaciones cambiantes que causan cuellos de botella y retrasos".

2) El impacto de eventos importantes como el Año Nuevo Chino y los Juegos Olímpicos de Invierno
"Al igual que el Black Friday y la Navidad crean cierta presión en la cadena de transporte en Occidente, el equivalente oriental se produce a principios de febrero; además, a una escala mucho mayor. Este año, el Año Nuevo chino casi coincide con la celebración de los Juegos Olímpicos de Invierno que se organizarán en Pekín".

"Tradicionalmente, China se paraliza alrededor de su Año Nuevo, retrasando las llegadas y las salidas de contenedores marítimos. Este año, la paralización de la cadena de suministro se verá acentuada por la celebración de uno de los mayores acontecimientos deportivos del mundo. Y es que existe la posibilidad de que muchas fábricas altamente contaminantes de China tengan que cerrar sus puertas para reducir las emisiones de dióxido de carbono mientras los atletas estén compitiendo en el país. Estos y otros eventos similares tienen un impacto decisivo en el suministro de bienes, en este caso desde China".

3) Los precios de los contenedores no bajan
"Y según los expertos, será mejor que nos acostumbremos a los altos precios por el momento. El Shanghai Containerized Freight Index (SCFI), un importante indicador económico que muestra los precios semanales del transporte de contenedores desde diez puertos chinos en rutas estándar en todo el mundo, ha aumentado de 1.500 € a 7.783 € en los últimos dos años. Los expertos esperan que el aumento de las tarifas marítimas tenga un impacto significativo en los precios de venta de los productos".

4) Más retrasos
"Debido a los cuellos de botella en el sector del transporte, pero también debido a la creciente demanda de los consumidores, los retrasos en la entrega de mercancías están aumentando. Si bien el retraso medio por contenedor en enero de 2019 era de menos de un día, ya era de más de una semana a finales de 2021. Esto hace que la red mundial del transporte marítimo sea cada vez más vulnerable".

Envíos más sostenibles
Shypple aborda también un tema cuyo impacto le hubiera gustado que fuera más decisivo en 2022, pero al que, lamentablemente, todavía le quedan por dar pasos importantes. "El transporte marítimo emite alrededor del 2,5% de todos los gases de efecto invernadero, principalmente porque depende de los combustibles fósiles. Para contrarrestar el impacto medioambiental, el sector necesita soluciones para reducir su huella de carbono. Necesitamos centrarnos en opciones más sostenibles para el transporte de mercancías. Shypple está dando los primeros pasos promoviendo la opción de reserva más sostenible, impulsando el uso de biocombustibles y asesorando programas de compensación. Pero queda mucho más por hacer para hacer más limpia la industria".

"Los desarrollos actuales hacen que los cargadores dependan y se beneficien del seguimiento en tiempo real de sus cargas. Los expedidores digitales, como Shypple, brindan este servicio. Con esta información, los exportadores, los importadores y los clientes pueden anticipar los posibles eventos no planificados que impactan en la entrega. Además, pueden gestionar de manera eficiente los retrasos y ser más conscientes de las opciones de transporte sostenibles, que es un gran paso hacia una cadena de suministro más limpia y flexible", concluye el equipo de Shypple.

Fuente: Shypple


Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor