Anuncios

Ofertas de trabajo

Especiales más

Top 5 - Ayer

Top 5 - La semana pasada

Top 5 - El mes pasado

Los supermercados españoles rechazan el establecimiento de un tope de precios y piden una bajada del IVA

La vicepresidenta segunda del Gobierno y ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, ha propuesto en una entrevista con eldiario.es establecer un tope de precios en determinados productos básicos para proteger las cuentas de los hogares ante el incremento de precios de los alimentos. Se trataría de pactar una "cesta de la compra básica" con unos 20 o 30 productos con precios máximos establecidos.

Aunque los supermercados, que desde hace meses han estado trasladando al Gobierno su preocupación, no se muestran por la labor. Ignacio García Magarzo, presidente de la patronal Asedas, ha advertido de que "las empresas están sufriendo mucho sobre sus propios márgenes y hay empresas y cadenas de distribución, sobre todo pequeñas, que este año pueden dar pérdidas como consecuencia del incremento de la energía y el precio al que están pagando la luz".

En este sentido, se remiten a las palabras del ministro de Agricultura, Luis Planas, quien en una entrevista publicada este domingo por Europa Press afirmaba que la limitación de precios no entra en el marco legal europeo actual ni tampoco sería "deseable".

Yolanda Díaz matizaba durante la mañana de este lunes que su propuesta sería "absolutamente legal, sin vulnerar el derecho de la competencia", porque la fijación de precios no se regularía mediante una ley, sino que se fijaría a través de un pacto entre las partes.

Aunque dicen estar "abiertos al diálogo con el Gobierno", desde la patronal de los supermercados abogan por una bajada del IVA en los productos de alimentación, si lo que se pretende es aliviar algo los bolsillos de los consumidores. "Aunque sea temporalmente y sin comprometer la capacidad de recaudación del Estado, parece razonable que productos que están gravados con el 21% vayan al 10% y productos del 10%, vayan al 4% para ayudar a las familias a paliar esta situación", añade García Magarzo.

En poco más de 3 meses, entrará en vigor el impuesto a los plásticos de un solo uso
La subida del precio de los carburantes y de la energía ha tensionado toda la estructura de costes de toda la cadena agroalimentaria y el precio en los lineales no deja de subir. En mayo, el IPC de alimentación subió por encima del general.

Pero la curva ascendente en los precios amenaza con seguir la tendencia actual. El impuesto a los plásticos de un solo uso que entra en vigor el próximo 1 de enero "va a ir directamente al precio de cientos de miles de artículos", recuerda García Magarzo.

 

Fuente: elindependiente.com


Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor