Anuncios

Ofertas de trabajo

Especiales más

Top 5 - Ayer

Top 5 - La semana pasada

Top 5 - El mes pasado

Sergio Orobal, gerente de Catman Fresh: "Observamos una merma de producción de cítricos superior a lo que dicen los aforos"

"La demanda de satsumas está por encima de la oferta en estos momentos"

La campaña española de mandarina empezó en la segunda semana de septiembre con las primeras Iwasaki y Okitsu, y también con Owari en alrededor de 2 o 3 semanas, del grupo de las satsumas, que están recibiendo una buena demanda dada su baja disponibilidad. Mientras tanto, se retrasan las llegadas de clementina por la falta de coloración.

“Debido a los bajos rendimientos económicos obtenidos en los últimos años, muchos agricultores decidieron arrancar sus plantaciones de satsumas tempranas. Y es que, si bien tenían mucho espacio en Reino Unido, se ha ido descartando poco a poco y ahora se destinan principalmente a países escandinavos”, comenta Sergio Orobal, gerente de Catman Fresh, con sede en Pilar de la Horadada, Alicante. “Este año, no obstante, al haber menos plantaciones y rendimientos más bajos por hectárea, le está yendo bien a las satsumas, cuya demanda está por encima de la oferta en estos momentos”, añade.

Por otro lado, se está retrasando la maduración de las primeras clementinas Marisol, Clemenrubi y Oronules, de las que se esperan volúmenes más bajos para esta campaña, al igual que en el resto de variedades de clementina y mandarina, a excepción de la variedad Clemenules.

“En general, estamos ante una campaña con bajos rendimientos por hectárea. Observamos que la merma de producción de cítricos es superior a lo que dicen los aforos, algo que se está notando mucho en clementinas tempranas como Oronules, de las que hay bastante menos este año. Solo la Clemenules recupera volúmenes –entre un 8 y 10%– frente a la gran caída que experimentó en la campaña pasada por la afectación de la plaga de cotonet de Sudáfrica y los pedriscos”, explica Sergio Orobal. “Cabe resaltar que los tratamientos contra el cotonet este año han sido positivos para controlar esta plaga, pero por otra parte, han eliminado los depredadores naturales de otra plaga conocida como ‘la araña’, que está afectando mucho a las zonas productoras de clementina en Castellón y aumentando notoriamente los costes de tratamiento en campo”.


Sergio Orobal, gerente de Catman Fresh, junto a su compañera del departamento comercial, María C. García, en la Fruit Attraction de 2021.

“Por otra parte, también escasearán los calibres grandes este año, tanto para las clementinas como para el resto de cítricos, debido a que el verano tan caluroso y seco paralizó el crecimiento de la fruta. En el caso de las naranjas y siendo Andalucía la principal zona productora en España, las restricciones de riego por la alarmante bajada de las reservas de agua harán que sea difícil encontrar partidas de calibre grande”.

“Aunque ya tenemos demanda y llamadas con interés por empezar con las primeras clementinas, todavía no se ha alcanzado una coloración suficiente en la piel debido a la ausencia de frío durante las noches y está costando desverdizar la fruta, por lo que esperamos que los primeros volúmenes se retrasen al menos una semana. Las clementinas tempranas, al igual que las satsumas, no compiten directamente con las líneas Premium de mandarina de ultramar, sino que se dirigen a mercados de calidad más estándar”, cuenta el gerente de Catman Fresh, quien tiene buenas expectativas para su variedad propia de mandarina Queen, de mediados de enero a finales de marzo. “Cada vez tiene más aceptación y demanda”.

En 29 años no se ha visto una campaña de clementina como la actual”

Uno de los principales retos, para Sergio Orobal, reside en la subida de los costes y en cómo se repercutirán en los precios. “Los costes de producción y manipulación han subido entre un 25 y un 30% y necesitamos aumentar los precios de venta para que tanto el productor como el comercializador tengan rentabilidad. Por otro lado, habrá mucha presión por parte de las cadenas de supermercado, que temen una caída del consumo por el efecto de la inflación y querrán asegurar precios bajos en sus lineales con tal de no perder ventas”.

Los envíos a países fuera de la UE también serán más difíciles este año, especialmente en Norteamérica. “El coste de los fletes se ha disparado en los contenedores con destino Canadá o Estados Unidos. Hace menos de dos años el flete para enviar un contenedor a Toronto desde Valencia costaba alrededor de 5.000 euros. En la campaña pasada subió a unos 8.000 euros y este año ya está en alrededor de 14.500 euros, algo que encarece mucho el precio para el cliente final y nos resta competitividad frente a los cítricos californianos, cuyo transporte por carretera no se ha encarecido tanto. Se avecina una campaña de cítricos complicada”, concluye el gerente de Catman Fresh.


Para más información:
Sergio Orobal
Catman Fresh
Camino de Iryda, s/n
03190 Pilar de la Horadada (Alicante) 
T: +34 966 747 902
sergio@catmanfresh.com
www.catmanfresh.com


Fecha de publicación:
Autor:
©



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor