Anuncios

Especiales más

Top 5 - Ayer

Top 5 - La semana pasada

Top 5 - El mes pasado

Carsten Knodt, de Vitarom (Alemania):

"Con los precios actuales de la electricidad, creo que producir de manera económica en invierno es inviable"

Un enorme rendimiento en primavera, una producción decepcionante en otoño y, por último, pero no por ello menos relevante, la crisis energética del segundo semestre. Para el sector del invernadero alemán, 2022 ha sido, en general, un año agitado. Carsten Knodt (en la foto), productor de hortalizas en la región del Bajo Rin y director general del Grupo Vitarom, describe en esta entrevista la situación actual y el futuro de la producción alemana de invernadero.

Tras una primavera soleada, había muy buenos augurios para la temporada de cultivo de este año pasado, afirma Knodt. "La producción temprana en verano fue superior a la de años previos gracias a una irradiación superior a la media. En cambio, debido a la falta de CO₂, unida a un prolongado periodo de calor, la producción de otoño fue más bien baja. Entre finales de septiembre y finales de octubre hubo una brecha en la cosecha que anuló por completo los buenos resultados de la primavera, así que finalmente, la producción fue inferior a la de los últimos años".

Concesiones de precios y medidas de producción
Según Knodt, durante la campaña de verano hubo un exceso de volumen, sobre todo en el caso de los tomates, lo que afectó a los precios de venta. "Esto, a su vez, llevó a aumentar la frecuencia de las promociones en los puntos de venta. El resto de las cosechas ha ido bien en lo que va de campaña, aunque la frecuencia de las promociones en este caso también ha sido significativamente mayor que en los últimos años, por lo que inevitablemente hubo que hacer concesiones en los precios".

Luego, especialmente durante la segunda mitad del año, la crisis energética provocada por la guerra se cernió sobre el sector hortícola como una espada de Damocles. Los elevados precios de la electricidad y la energía térmica obligaron a los horticultores a hacer ajustes en la gestión de los cultivos y, en general, a reducir al máximo el uso de energía y otros insumos, describe Knodt. "Nuestro invernadero con luz artificial (Vitarom Neurath GbR) se ha reconvertido por completo a iluminación led conmutable blanco-rojo totalmente regulable. También se han introducido pantallas de ahorro energético doble y deshumidificación mediante el proceso 'ventilation jet'. Sin embargo, a pesar de este mayor esfuerzo por ahorrar energía, producir de manera económica en invierno sigue siendo imposible con los precios actuales de la electricidad".

En algunos casos, las explotaciones de invernaderos sin iluminación están optando por retrasar la fecha de plantación y terminar la cosecha antes para reducir el consumo de energía y calefacción. Knodt afirma que "debido a la situación actual en el mercado energético, en estos momentos no resulta rentable construir un nuevo invernadero que se caliente o ilumine con gas natural".

Reducción del cultivo de variedades de tomate de lujo
El aumento de los costes también ha dejado profundas huellas en la sociedad y ya ha provocado una reducción del poder adquisitivo y cambios en el comportamiento de los consumidores. "Los consumidores están cada vez más interesados en obtener la mejor relación calidad-precio (desde su punto de vista). También están más interesados en obtener productos regionales y sostenibles. Para la próxima temporada, hemos reducido algo la superficie de tomates más pequeños y de mayor calidad para hacer sitio para otros artículos. Sin embargo, esperamos que, a largo plazo, las variedades de tomate de mayor calidad y con valor añadido acaben volviendo a gozar del favor de los consumidores".

A pesar de la adversidad actual, Knodt mira al futuro con optimismo. "El sector del invernadero alemán aún no ha logrado la autosuficiencia, por lo tanto, seguimos viendo potencial a largo plazo para las frutas y hortalizas alemanas. Por parte de los minoristas de alimentación, la demanda de productos alemanes sigue siendo selectiva. Por tanto, todo el surtido de frutas y hortalizas alemanas se ha ido ampliando a un ritmo constante".


La dirección de Vitarom, una subsidiaria de Landfrisch AG: Wilhelm Baum, Matthias Draek, Labinot Elshani y Carsten Knodt. 

Futuros cambios estructurales
Según Knodt, actualmente se están produciendo cambios estructurales en el cultivo de invernadero alemán. "El tamaño medio de las explotaciones crecerá en los próximos años. La presión de los costes obligará a aumentar el tamaño de las explotaciones para mejorar su eficiencia. El foco de atención se mantendrá en las nuevas fuentes de energía sostenibles, y las plantas existentes se modernizarán para ser más eficientes, de acuerdo con las últimas normas. Además, se acelerará el avance de la automatización y el uso de inteligencia artificial (IA) para la producción de invernadero durante los próximos años".

Visita a la compañía en Fruit Logistica: pabellón 20, A-15.

Imágenes: Vitarom GmbH

Para más información:
Landfrisch AG
Walter-Gropius-Straße 28
50126 Bergheim
Tel.: +49/2271/9955432
info@landfrisch.com  
www.landfrisch.com  

Carsten Knodt
Vitarom GmbH
Tel.: +49 2271 9955410
info@vitarom.de 
www.vitarom.de 


Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor