Anuncios

Ofertas de trabajo

Especiales más

Top 5 - Ayer

Top 5 - La semana pasada

Top 5 - El mes pasado

Francisco Manuel Martín, de Agrogades:

“Ya empieza a haber demanda de zanahorias para pelado cuando por lo general comienza a partir de primavera”

La campaña de la zanahoria arrancó un otoño más en Cádiz en el mes de noviembre tras la delicada situación que vivió el sector en 2022. “El año pasado fue un desastre”, resume Francisco Martín, de Agrogades, especializada en la producción de zanahoria de ramo para exportación. “Nosotros trabajamos más de un 95% de nuestros volúmenes bajo programas, por lo que conseguimos vender prácticamente todo lo que teníamos en el campo. De las 100 hectáreas que cultivamos solo tuvimos que destruir una, algo insignificante; en ese sentido, nos sentimos privilegiados porque hubo agricultores que tuvieron que gradear campos enteros”.

“La situación afectó más a la zanahoria de pelado que a la de ramo, que en general es muy estable. Por un lado, la zanahoria de ramo se ha quedado solo para supermercado y no hay un gran mercado fuera de los lineales, y por otro, la oferta en invierno está muy localizada en la provincia de Cádiz; en estos meses solo hay algo de producción en Sevilla y Huelva, además de en Italia, que está muy centrada en la exportación a Alemania mientras nosotros estamos enfocados en Holanda y Bélgica”.

Cádiz es, de hecho –y con diferencia–, la mayor región productora de zanahorias de Andalucía. En la pasada campaña 2021/22 concentró un 67,8% de la superficie dedicada en la comunidad a su cultivo produciendo un 72,3% del total. “Sin embargo, este año hay menos zanahoria plantada”, remarca Francisco. “La situación que vivió el sector de la zanahoria de industria el año pasado ha condicionado la siembra este año; muchos agricultores y empresas se llevaron un gran golpe y, como ocurre cíclicamente, después de este tipo de campañas la gente pone menos producto y los ‘espontáneos’ se minimizan”.

“Además, llevamos dos años en un periodo de sequía brutal, sobre todo 2022, por lo que hay menos tierra disponible para sembrar. En nuestra zona de Chipiona y Sanlúcar seguimos teniendo agua, pero en la zona de Lebrija, donde se hacían cientos de hectáreas de zanahoria, este año no hay casi ninguna”. En el pueblo sevillano la situación ha sido crítica no solo para la zanahoria; de hecho, uno de los productos más estratégicos a nivel económico y social para la comarca, cuyas hectáreas se contabilizaban por miles las campañas pasadas, el tomate de industria, ha sido el más perjudicado por la sequía. “Ha sido un auténtico tsunami. Nosotros, tanto con la zanahoria de ramo como con la coliflor, el otro producto en el que estamos especializados, hemos tenido que mover cierta producción a Villamartín y a Arcos de la Frontera para asegurarnos tierras con riego”.

“Por ahora la demanda está bastante tranquila”, explica Francisco Martín, “y uno de los motivos que podría estar detrás de esto es el otro gran problema que afecta al campo, que es el incremento de los costes. En la zanahoria en ramo se ha conseguido que los supermercados hayan subido un poco los precios, pero la demanda nota estos incrementos. Los volúmenes que vendemos podemos considerarlos casi normales, pero no hay la ‘alegría’ de otros años. No obstante, creo que después de las Navidades todo va a cambiar porque va a faltar producto”.

“Cuando faltan zanahorias, como podría pasar esta campaña, todas son buenas”
“Por la escasez de agua ha habido menos siembras en España, pero también en el norte de Europa, donde vemos que hay menos zanahoria en stock. Es más, mientras por lo general la demanda de zanahoria de pelado comienza a partir de primavera, este año ya se está empezando a mover”.

Lo que pase en el segmento de la zanahoria de industria afecta mucho al sector de la zanahoria de ramo, recuerda Francisco, arrastrando las cotizaciones cuando sus precios están bajos, y poniendo bajo presión las cotizaciones cuando falta producto, como hacen prever todos los indicadores este año.

“En una situación límite la zanahoria de ramo puede derivarse al mercado de pelado como alternativa. Hay algunas variedades a las que la industria les pone ciertas pegas porque son más delicadas y la maquinaria las rompe más. Pero cuando faltan zanahorias, como podría pasar esta campaña, todas son buenas”.

Para más información:
Agrogades
Ctra. Chipiona - Jerez de la Ftra. Km 1,5
11550, Chipiona, Cádiz (España)
Tel.: +34 646 412 754
fmartin@agrogades.es
https://agrogades.es


Fecha de publicación:
Autor:
©



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor