Nuevos contactos agrícolas entre Cuba y España

El nuevo clima de apertura en Cuba ha permitido estrechar los contactos con España y abre nuevas posibilidades para la cooperación técnica y comercial, especialmente en el ámbito de las cooperativas agrícolas y ganaderas. Entre los actores de este creciente acercamiento destaca, por ejemplo, la primera "agriagencia" de cooperación internacional para el desarrollo agrario de habla hispana, Acodea, de la que forman parte Cooperativas Agro-alimentarias de España, la organización agraria UPA y la federación de mujeres rurales Fademur. Entre los principales objetivos de Acodea, figura el apoyo a la mejora de las condiciones de vida y trabajo en países en desarrollo. En declaraciones a Efeagro, Manuel Nogales –oficial de Enlace de Acodea– destaca que Cuba ha iniciado "un proceso de cambio" y, este escenario, las cooperativas agrarias "pueden ser un vehículo positivo para pilotar un nuevo crecimiento económico".

Hasta ahora, la agricultura ha dependido del Estado, que controlaba la producción, la importación de consumibles, la maquinaria y otros bienes y también la importación, comenta.

Ayuda para poder suplir las carencias
El experto detecta algunas carencias en el funcionamiento de las cooperativas, en áreas como la comercialización, las inversiones, los procesamientos, las certificaciones de calidad, la importación-exportación y la gestión financiera, y en todas ellas se abren posibilidades para el apoyo y cooperación española.

Nogales tuvo una primera toma de contacto con una delegación cubana en Holanda –a raíz de un encuentro de ésta con la organización Agriterra– y, posteriormente, viajó al país centroamericano –en septiembre de 2015– para visitar cuatro cooperativas y reunirse con miembros de distintos Ministerios y la Asociación Nacional de Agricultores Pequeños (ANAP).

La ANAP cuenta actualmente con más de 375.000 asociados en Cuba (el 17,5% son mujeres), organizados en 3.365 organizaciones de base: 889 Cooperativas de Producción Agropecuaria (CPA) y 2.476 Cooperativas de Créditos y Servicios (CCS).

Una de las particularidades del sector agrícola cubano, son las denominadas "Unidades Básicas de Producción Cooperativa (UBPC)", un híbrido entre empresa estatal y cooperativa, en la que los asociados trabajan tierras concedidas en usufructo, con medios de producción colectivos que compran al Estado, según Acodea.

Viaje a Cuba para intercambiar experiencias
Por otra parte, Acodea tiene previsto realizar un viaje a Cuba próximamente, acompañado de una delegación representativa de cooperativas agroalimentarias españolas, para intercambiar experiencias y abrir nuevos cauces de cooperativa bilateral.

En la nueva etapa de apertura en la isla, "no pondremos freno" para que las cooperativas de ambos países exploren acuerdos ni tampoco a eventuales posibilidades de inversión española, de colaboraciones empresariales o de compartir "enlaces" comerciales.

"Pueden surgir oportunidades de negocio y de relaciones comerciales y, de hecho, el ser hispanohablantes abre muchas posibilidades, desde nuestro punto de vista", confiesa. "Si los vínculos entre España y Cuba han permanecido durante tantos años, ahora deben ser más claros", apostilla.

"Lo ideal sería que aprovecháramos esa relación construida durante tanto tiempo y reforzarla aún más. España no debería dejar pasar esa ocasión", argumenta el experto de Acodea.

Necesidad clara de modernizar sus equipamientos
Respecto a los sectores en los que podría abrirse la cooperación mutua, Nogales ha apuntado al azúcar, las frutas, las carnes, el café y la ganadería. Cuba cuenta con cooperativas en todos esos sectores, pero necesitan modernizar sus equipamientos para empezar a procesar y agregar valor añadido a los productores, subraya.

"El objetivo es que los agricultores dejen de ser meros intermediarios de materias primas y pasen a procesar alimentos tanto para el mercado interno como externo", remarca Nogales, tras apuntar que actualmente el país tiene una gran dependencia de las importaciones para abastecer a la población.

Recuerda el alto potencial de Cuba, con extensa superficie de cultivo, y la necesidad de que los agricultores caminen hacia su autosuficiencia. También Cuba ofrece amplias posibilidades de cooperación con España –añade– y no sólo en los huertos urbanos que la Isla ha popularizado con éxito en las últimas décadas.

El país centroamericano cuenta con ingenieros agropecuarios, muy apreciados fuera de sus fronteras por sus altos conocimientos, en áreas como la reproducción animal y el manejo de cultivos, incluidas las cada vez más demandadas producciones "orgánicas".


Fuente: agroinformacion.com

Fecha de publicación :



Reciba el boletín diario en su correo electrónico gratis | haz clic aquí


Otras noticias en este sector:


© FreshPlaza.es 2019