Anuncios

Ofertas de trabajo

Top 5 - Ayer

Top 5 - La semana pasada

Top 5 - El mes pasado

Éxito en la introducción de la variedad Trocadero Duo

España: La demanda de lechugas vivas va en aumento

La denominación de "lechugas vivas con raíz" cultivadas en un sistema hidropónico es todavía relativamente desconocida en España en comparación con las lechugas tradicionales, aunque la demanda está empezando a crecer de acuerdo con Carlos Menchaca, del departamento comercial de la empresa Endinava, empresa navarra productora de este tipo de lechugas.

“En Endinava, somos especialistas en el cultivo de lechuga viva, centrados en las variedades Batavia, Hoja de Roble Roja y lechuga trío multicolor. Un nuevo concepto de lechuga que gracias al sistema hidropónico de cultivo nos permite obtener tres variedades distintas de lechuga en una misma, como Lollo Biondo, Lollo Rojo y Hoja de Roble, que suministramos principalmente a las cadenas de supermercado”, explica.

“Por otra parte, estamos empezando a introducir la variedad Trocadero Duo en el mercado, una lechuga con cada vez más demanda en el canal horeca y fruterías. Se sirve en caja de corcho con agua, con cuatro lechugas rojas y cuatro verdes. Los clientes agradecen disponer de un producto fresco, con una vida útil de entre tres y cuatro semanas, sin perder sus cualidades organolépticas y conservando todos sus nutrientes. Por ello, no es necesario desplazarse al mercado para comprar todos los días producto fresco y además se reducen las mermas al mínimo, de forma que se soluciona uno de los problemas más graves en este sector”.



De acuerdo con Carlos Menchaca, los consumidores de este canal cuentan como opción más demandada la lechuga de IV Gama, aunque “no puede comparase con un producto vivo como este, recién cortado. La lechuga convencional se deshidrata más deprisa. Además, al tener contacto con la tierra, hay más actividad microbiológica y esto acelera el marchitamiento de las hojas exteriores, que los consumidores terminan por desechar. La lechuga hidropónica se aprovecha casi al 100% al disponer de raíces vivas que mantienen los niveles de humedad en las hojas además de ser amiga del medioambiente por usar solo el agua que necesita; no hay pérdida de agua en su cultivo, con la importancia que esto supone respecto al cuidado y sostenibilidad del medioambiente”, afirma.



“No competimos en precio con las lechugas convencionales, cuyos precios oscilan todas las semanas según la oferta y la demanda. Fijamos un precio anual y hacemos estimaciones del consumo y plantamos con cuatro o cinco meses de antelación antes del corte”, añade.

Los consumidores a los que va dirigido este este tipo de lechuga son especialmente personas que valoran la calidad y la frescura de producto, así como el respeto por el medioambiente. En España, los consumidores todavía se muestran escépticos ante este tipo de lechuga en comparación con el resto de Europa, al tratarse de una lechuga a priori más cara que la tradicional. Sin embargo, Carlos asegura que, “a medida que va aumentando el conocimiento sobre este producto y sus beneficios, observamos una curva de demanda ascendente y una fidelidad en aumento”.



“Desde que empezamos este interesante proyecto hace cuatro años, hemos estado investigando junto con nuestros proveedores de semillas para ver lo que más interesa al consumidor final. Hemos podido controlar todos los ciclos. Ahora sabemos qué tipo de variedad tenemos que plantar y en qué época. Nos hemos convertido en productores especialistas de esta lechuga”.

“En los últimos meses estamos trabajando en un novedoso packaging, que estamos seguros de que tendrá una gran aceptación por parte del consumidor, ya que otorga a la lechuga más vida que la que hoy por hoy tiene con la actual bolsa”.

El reto de exportar con los altos precios del transporte

Según cuenta Carlos Menchaca, la exportación es complicada de momento y cuesta ser competitivo dados los altos costes de transporte, que encarecen su precio final entre un 20 y 25%, ya que se trata de un producto ligero en comparación con otras hortalizas o perecederos.



“Ahora estamos abriendo líneas de exportación con grandes empresas importadoras europeas que fletan sus propios Full Trucks sin grupajes, con precios más competitivos. Como estamos cerca de Irún, podemos aprovechar las rutas desde Almería y Murcia hasta Centroeuropa. Es la única vía que nos puede permitir iniciar una vía comercial de exportación a corto plazo”.

Oriente Medio, un hueco interesante por cubrir

“Hemos hecho pruebas en Escandinavia, en Francia, Alemania y ahora hemos centrado nuestros esfuerzos en Oriente Medio, donde podemos aprovechar el hueco de mercado que dejan las producciones locales en verano debido a las altas temperaturas, al igual que en Siria y en Egipto. Cuando no producen localmente, importan desde Holanda por avión, el mayor proveedor en estos países”, explica.



“Nuestra intención es poder exportar vía marítima, debido a su gran vida útil, y poder expandir nuestras ventas a nivel internacional. Queremos ofrecer una lechuga de calidad, distinta y a precios competitivos. No obstante, son mercados acostumbrados a consumir otro tipo de lechugas, por lo que la introducción creemos que puede ser costosa".


Más información:
Carlos Menchaca
Endinava
Paseo de la Presa s/n
31589 Sartaguda (Navarra) - España
T: +34 948 66 70 48
M:+34 608 634 171
export@endinava.com
www.endinava.com


Fecha de publicación:
Autor:
©



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor