Anuncios

Top 5 - Ayer

Top 5 - La semana pasada

Top 5 - El mes pasado

"Excepcional" demanda internacional de caviar cítrico congelado de Australia"

Los creadores del caviar cítrico dicen que es como comer una lima dedo fresca, con la ventaja añadida de que está disponible todo el año y el potencial de llegar a nuevos mercados de todo el mundo.

Lime Caviar Company es el único proveedor que hay en Australia, y su propietario Ian Douglas asegura que el producto congelado es cien por cien puro y natural.

"Cuando congelamos una lima dedo completa, pasa por el periodo de creación de cristales de hielo muy despacio, de cero a menos cinco grados, y cuando algo se congela a esa temperatura se forman grandes cristales de hielo. Pero si eso pasa con una lima dedo completa, los cristales destruyen las perlitas que aloja en su interior y cuando se descongelan son como una papilla. Nuestro proceso impide que ocurra esto, por lo que cuando la lima dedo se descongela, está como si fuera fresca".



Douglas explica que congelar el producto comporta una serie de ventajas, como en lo referente las restricciones a causa de la mosca de la fruta, lo que significa que los productores de lima dedo no pueden exportar el producto a los mayores mercados del mundo, como son China, Japón, Taiwán, Estados Unidos, Corea del Sur, India, Indonesia y Nueva Zelanda.

"Otro motivo es que la temporada australiana va de enero a mayo, por lo que, durante ocho meses al año, no hay limas dedo disponibles", indica. "Así que quisimos poder abastecer a restaurantes, hoteles y particulares todo ese periodo, en especial en primavera y Navidades".



Al cabo de siete años de desarrollo, se lanzó al mercado en abril de este año y de su distribución nacional se encargan Simon Johnson, Jimele y Tuckeroo Foods, y está disponible ahora mismo en algunas tiendas de Melbourne y el sureste de Queensland. La demanda de caviar cítrico congelado también está creciendo en todo el mundo, y el producto se está suministrando a varios países de Europa, Norteamérica y Asia.

"Teníamos que crear nuevos mercados para el producto porque, al no existir antes, tenemos que informar a los chefs sobre qué es", señala Douglas. "Este año, seguramente la producción ha sido un 40% fresca y un 60% congelada, y gran parte del producto congelado se ha almacenado para primavera y Navidades. Es cuestión de ver si tendremos suficiente hasta que empecemos a extraer las perlas otra vez en enero. En el futuro, es posible que el 80% lo congelemos y el 20% lo vendamos en fresco".



La empresa, que fue medallista de oro en los 2018 Delicious Produce Awards, cuenta en la actualidad con 4.000 árboles en varias fases de producción, y la próxima temporada incorporará nuevas limas dedo de otros productores. Douglas explica que los consumidores pueden darle diversos usos al producto.
 
"El sabor es ácido, pero depende de la variedad", apunta. "La variedad verde es Emerald y a la rosa la llamamos Sunrise. Las perlas verdes las usan más los chefs para las otras y los platos de carne, y con el queso. Las rosas y las rojizas son un poco más dulces y recuerdan más al sabor de la mandarina, y se utilizan en platos dulces con fruta, helado, yogur y tartas. Los dos colores se usan mucho en los bares para el gin-tonic y el champán, además de en varios cócteles, así que me encantaría ir a Las Vegas para probar unos cuantos".

Douglas también ha hecho un llamamiento al Gobierno australiano para que ayude a proteger esta fruta nativa de Australia, alegando que quienes crean los árboles los están sacando del país –tanto legal como legalmente– y se están levantando grandes plantaciones en México y Guatemala de hasta 20.000 árboles.

"En ese sentido, es un verdadero desastre para los productores australianos de lima dedo; este nativo australiano único está siendo exportado fuera de nuestras fronteras", dice. "Llevo más de una década intentando que los funcionarios y políticos se interesen por este tema y nadie ha mostrado el más mínimo interés. Ahora ya es muy tarde para cerrar la puerta, el caballo se ha desbocado. Existe un protocolo que permite la exportación de árboles a los Estados Unidos y estos incluso dan unos frutos pequeños, pero ni siquiera podemos enviar allí el producto fresco".



No obstante, añade que el producto congelado, con una vida útil de 12 meses, le permitirá a Lime Caviar Company competir con estos productores de producto fresco, que solo tiene una vida útil de 3-4 semanas.

"Se está cultivando en Sicilia, Israel, Sudáfrica, se está propagando en Tailandia y se está enviando a todas partes", lamenta Douglas. "Hay algunas personas y algunos grupos que están tratando de hacer lo que hacemos nosotros. Hay un grupo llamado Shanley Farms, en California, con buena reputación, y ha desarrollado un producto similar, pero no congelado, por lo que su vida útil es menor. Hay otro grupo en España que ha hecho algo parecido. Pero nuestro producto es el mejor porque tiene una vida útil de 12 meses y se puede tomar con cuchara. Las limas dedo que se están cultivando en Australia son mucho mejores que las que se están cultivando en el extranjero".


Más información:
Ian Douglas
Lime Caviar Company
Tel.: +61 7 5544 1232
info@limecaviar.net
www.limecaviar.net

Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor