Los robots de recolección de fresas son populares en Noruega por la crisis del coronavirus

La pandemia del coronavirus ha demostrado una vez más cómo de dependiente es la agricultura de los trabajadores temporales. Afortunadamente, los productores noruegos podrán obtener ayuda de los robots el próximo año.

Los productores noruegos están deseando usar robots autónomos en las operaciones de cosecha, especialmente ahora que muchos de ellos tienen dificultades para encontrar trabajadores temporeros. Los robots capaces de plantar y recolectar ya están en fase de desarrollo, pero aún no lo hacen tan bien como las personas. No obstante, Pål Johan From, profesor de robótica en la Universidad Noruega de Ciencias de la Vida (NMBU), espera que haya varios robots de recolección diferentes en el mercado a partir del próximo año.

Robot UV
El productor de fresas Simen Myhrene y From han estado trabajando juntos durante años en el robot Thorvald, que ilumina las fresas con luz ultravioleta por la noche, lo que mata los hongos. Gracias a Thorvald, Myhrene ya no necesita pesticidas ni productos químicos: "Es mágico. Las plantas están muy bien y tenemos control sobre los insectos y hongos dañinos".

Gran demanda de robots impulsada por la crisis del coronavirus
Desde el inicio de la crisis del coronavirus, From ha notado un aumento en la demanda de los robots. "La demanda ha aumentado de manera tan explosiva que es imposible satisfacer todas las solicitudes. Hay dos razones para la popularidad de la máquina: en primer lugar, la escasez de mano de obra y, en segundo lugar, que los robots también pueden eliminar el virus. Los sistemas capaces de esterilizar productos y matar los virus con luz UV tienen una gran demanda. Se abre un nuevo mercado para nosotros, ya que nuestros robots también pueden esterilizar envases por la noche, por ejemplo".

Las materias primas noruegas mejoran su competitividad
Myhrene cree que, gracias a los robots, las frutas y hortalizas noruegas pueden competir mejor con los productos importados. "Si es rentable usar robots en países con bajos costes de producción, ciertamente es rentable aquí en Noruega, donde pagamos el doble a los trabajadores. Gracias a los menores costos por el uso de los robots, podremos ser más competitivos frente a las crecientes importaciones".

"Pocos sectores están tan centrados en el futuro como la agricultura noruega. Nuestros productores siempre están buscando soluciones que puedan hacer que el cultivo sea más sostenible y rentable. El robot Thorvald es un buen ejemplo de este enfoque", dice Frida Gunnestad Johansen, directora de comunicaciones de Norsk Landbrukssamvirke, la organización paraguas para las cooperativas agrícolas noruegas.

Fuente: mynewsdesk.com/no


Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


© FreshPlaza.es 2020

¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor