Anuncios

Ofertas de trabajo

Especiales más

Top 5 - Ayer

Top 5 - La semana pasada

Top 5 - El mes pasado

Inge Ribbens: “Recuperación comedida debida sobre todo a factores externos”

“La ampliación del veto no es sorprendente, pero sí decepcionante”

La anunciada ampliación del veto ruso no ha sido una sorpresa para Inge Ribbens, responsable de los expedientes de acceso al mercado dentro de GroetenFruit Huis. “Ya había mucha especulación en los medios sobre la ampliación de las sanciones europeas, que es por lo que los exportadores ya habían indicado que era de esperar una ampliación del veto ruso. Así que el mensaje no ha sido una sorpresa pero sí ha sido, sin lugar a dudas, decepcionante”.

“Las consecuencias del veto ruso todavía son grandes en la práctica diaria del comercio hortofrutícola en los Países Bajos. En esta primera mitad de 2015 el valor de exportación de los productos hortofrutícolas en los Países Bajos parece haber evolucionado positivamente, pero esto no compensa en absoluto la pérdida del mercado ruso. Podría dar la impresión de que se han desarrollado muchos nuevos canales de venta; sin embargo, recientemente, factores externos como la menor producción ocasionada por la fría primavera y la modificación en la tasa de cambio de la libra inglesa también han jugado un papel importante. Por ejemplo, la fría primavera ha hecho que haya menos producción y, por tanto, mejores precios para las verduras de invernadero”, explica Inge.

“Los exportadores especializados en Rusia han visto desaparecer el 40-50% de sus ventas, y así se han visto forzados a despedir a bastantes personas. Un golpe semejante no es fácil de absorber. Por supuesto, estamos analizando otros mercados, en Europa y más allá. Por ejemplo, Brasil ha sido un gran mercado para las cebollas neerlandesas este año, sobre todo como consecuencia directa de la escasa cosecha local y las inundaciones que han sufrido los proveedores habituales en Argentina. También estamos trabajando muy duro en elaborar expedientes de acceso al mercado en diez países y esperamos acceso al mercado chino para los pimientos y al mercado indio para las manzanas y las peras”, comenta Inge.

Aunque la reexportación de países de fuera de Europa a Rusia está permitida, este tipo de comercio también se ha visto muy afectado. “Esta reexportación continuará, pero no en la misma medida que otros años. Simplemente ya no tenemos las conocidas cargas mixtas de producto agrícola neerlandés combinado con el producto importado”, explica Inge. “Además, las exigencias más estrictas de documentación sobre el país de origen añaden presión administrativa y suben los costes”.

En 2013, la exportación a Rusia sumó 600 millones de euros, con una cuota de exportación del 8%. Tras una buena primera mitad de 2014, la exportación total no superó los 495 millones de euros ese año debido a la parada en la exportación en agosto y las consecuencias negativas para las compañías con intereses exportadores en Rusia siguen adelante. Dentro de Europa, Italia y Reino Unido han importado más productos hortofrutícolas neerlandeses durante la primera mitad de 2015. Fuera de la UE, la exportación se dirige principalmente a Brasil y a algunos países africanos y del Sudeste Asiático, que importan fundamentalmente cebollas neerlandesas. GroentenFruit Huis está trabajando en un análisis de los efectos del veto que publicará a mediados de julio.

Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor