Países Bajos: Mucha menos exportación de frutas y verduras en la primera mitad de 2015

La exportación de peras y manzanas neerlandesas ha caído un 17% en la primera mitad de 2015 en comparación con el año anterior. Un menor suministro debido a la fría primavera puede ser la causa del 3% menos de exportación de verduras, según las cifras de GroentenFruit Huis basadas en las cifras de exportación del KCB.

Los brasileños consumen de media 500 gramos de cebollas neerlandesas
Las cebollas suponen un tercio de la exportación de productos hortofrutícolas del país. A pesar de la caída del mercado ruso por el veto, la exportación de 462 millones de kilos de los primeros seis meses de 2015 ha sido una de las mayores de la historia. Los exportadores de cebollas han encontrado varios nuevos mercados para su producto como por ejemplo Brasil. Este país ha sido el primer destino de exportación para las cebollas neerlandesas en este periodo. Cada brasileño ha consumido de media medio kilo de cebollas neerlandesas. Aparte de este mercado, también Indonesia y Panamá han abierto sus fronteras a las cebollas neerlandesas.




Menos exportación de verduras de invernadero
El decepcionante tiempo primaveral ha causado un lento comienzo para la producción de tomates. Esto ha llevado a una menor exportación (-8%), en especial hacia Alemania. Sin embargo, la exportación de tomates a Reino Unido (+5%) e Italia (+29%) ha aumentado. Italia es un comprador cada vez más importante de productos hortofrutícolas neerlandeses. La exportación a Italia aumentó un 25% durante la primera mitad del año; en concreto, Italia ha comprado más pimientos y más peras. La exportación de pepinos se ha quedado seriamente retrasada con respecto al año pasado (-17%) debido a la disminución de la superficie de cultivo y la menor productividad, aunque se ha exportado un 4% más de pimientos. Alemania, Reino Unido, Polonia y EE. UU. han comprado más pimientos y en especial en Reino Unido están logrando más demanda.

Los europeos comen más peras
Una gran exportación de peras a países como Reino Unido, Alemania, Polonia, la República Checa e Italia ha compensado la importante caída de exportación a Rusia, en especial a principios de la temporada de venta (entre septiembre y diciembre), cuando se vendieron muchas peras neerlandesas (aunque a bajo precio) en Europa. La importación de peras desde el hemisferio sur ha sido un 20% menor que en la primavera del año anterior, lo que ha dado más margen para el consumo de peras locales.



Éxito en la entrada en nuevos mercados
El año pasado Brasil y China abrieron sus fronteras a las peras neerlandesas, e Indonesia y Panamá hicieron lo propio con las cebollas. Las negociaciones con China para la exportación de pimientos casi han concluido. La venta de peras y manzanas en India, Sudáfrica y Colombia se encuentra en una fase avanzada. También hay crecimiento en la exportación a varios mercados emergentes como el de Oriente Próximo (entre ellos Kuwait, los Emiratos Árabes Unidos, Arabia Saudí y Qatar). Los volúmenes todavía son bajos, pero este año la exportación de los Países Bajos a esa región está creciendo con más fuerza que nunca (+40%). Las compañías y el Gobierno están trabajando muy duro para abrir nuevos mercados, ya que con frecuencia hay que establecer acuerdos fitosanitarios previos para poder entrar a un nuevo mercado.


Fuente: GroentenFruit Huis

Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor