Conforme se aproxima el otoño, el mercado de la fruta va entrando gradualmente en un "cambio estacional". Las frutas otoñales como las manzanas han empezado a llegar al mercado, así como las mandarinas, que se venden por entre 5 y 6 yuanes los 500 gramos. Pasará un tiempo hasta que haya grandes cantidades disponibles y ahora las existencias son limitadas. A algunos clientes les gusta el sabor de las mandarinas y las ventas se han disparado en los últimos días.

Según conocedores del sector, se prevé que llegue al mercado un gran número de naranjas a finales de agosto y principios de septiembre. El mercado alcanzará un pico de ventas a medida que se aproxime la Fiesta del Medio Otoño.

Fuente: Haisi Business Daily