Maracuyá morado

Colombia: La gulupa importada está a punto de alcanzar su punto máximo

La oferta de gulupa importada va en aumento. "Ahora mismo, estamos incrementando la producción a 10 toneladas semanales", dice Santiago Mosquera Calvache, de Practical Colombia. En comparación con el año pasado, el suministro ha estado creciendo y ahora es aproximadamente un 60% mayor gracias a varios factores, entre ellos los mayores conocimientos de los productores sobre esta fruta exótica y la mejora de la calidad del producto, lo que ha su vez ha derivado en la obtención de certificaciones como la del ICA (Instituto Colombiano Agropecuario) y Global Gap.

La gulupa, conocida también como maracuyá morado, se cultiva en Colombia y ahora mismo procede de La Belleza, en la parte norte del país. "Fuimos capaces de desarrollar un plan para aumentar los cultivos con el objetivo de llegar a un mercado internacional más amplio", explica Mosquera Calvache. Anteriormente, La Belleza era una "zona roja", es decir, una región con una historia de violencia y terrorismo, lo cual entorpecía las oportunidades económicas y de empleo. Para este municipio, su cultivo se está convirtiendo en una vía legal y alternativa para abandonar los cultivos de coca, que han ido desapareciendo gradualmente desde el acuerdo de paz en Colombia (cuyas negociaciones se iniciaron en 2012), como indica Mosquera Calvache.

Aumento de la producción
La gulupa, que crece todo el año en Colombia, también se cultiva en otras regiones del país, como Huila y Boyacá. El grueso de la producción comienza en junio y continúa hasta enero. "Esperamos alcanzar el pico de la producción en las dos próximas semanas", señala Mosquera Calvache, y apunta que la mayor parte se colocará en los mercados internacionales.

Mosquera Calvache subraya que la mayor demanda de gulupa llega ahora mismo de Canadá y también de los Países Bajos y Francia. También tiene la esperanza de presentar la fruta al mercado asiático. "El consumo dependerá de diferentes variables, ya que las vacaciones y las estaciones dependen del continente en el que se encuentre el cliente final", dice. "Pero nos hemos propuesto llegar a un mercado más grande para diversificar la demanda de este producto y crear demanda todo el año".

Poca fluctuación
En lo que a precios respecta, Mosquera Calvache afirma que la gulupa tiene un precio más estable que otros productos exóticos gracias a que está disponible todo el año. "No obstante, por lo general, el precio varía un 10%", aclara.

De cara al futuro, Mosquera Calvache sabe que, como pasa con muchos exóticos, la educación es clave para que crezca la demanda de esta fruta. "El mayor reto es dar a conocer esta fruta en un mercado distinto con valores culturales diferentes a los de Colombia, y cómo va a aceptar la fruta este mercado", dice. "El próximo reto es también enseñar a los consumidores cómo se come la gulupa".

Más información:
Santiago Mosquera Calvache
Practical Colombia
Tel.: +1 57 319 496 5735
santiago@practicalcolombia.com
https://practicalcolombia.com


Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor