Fuerte competencia española

La fase central de la campaña de caqui italiana siempre es difícil

"Las previsiones hechas hace unos meses se están confirmando. A pesar de la reducción de la producción de alrededor del 30%, debido a los fenómenos meteorológicos anómalos de primavera y a la caída de la fruta en verano, este año el caqui italiano cuenta con una excelente calidad en términos de tamaño, sabor y color. La fruta tampoco presenta anomalías externas", explica Vito Vitelli, ingeniero agrónomo y creador de Melotto®.

"La recolección ya se completó hace 20 días, pero aún queda por cosechar el 2-3% de los caquis cultivados bajo cubierta, lo cual se llevará a cabo en los próximos días. El inicio de la campaña fue emocionante, pero, como lleva ocurriendo desde hace 4-5 años, desde mediados de noviembre hasta finales de diciembre, los precios bajan por la saturación de los mercados. Este es el peor momento para la comercialización. De hecho, además de la gran cantidad de producto disponible, hay una competencia desleal de España".

"El problema, sin embargo, no son los productores españoles. La distribución les paga precios muy bajos (0,18-0,25 €/kg en comparación con los 0,40-0,45 €/kg pagados en Italia por Melotto), para llegar a los mercados italianos, después de que hayan sido procesados y envasados, con precios muy competitivos (0,80 €/kg en comparación con 1,10 €/kg para el caqui italiano). Por lo tanto, está claro que el producto español supone una fuerte competencia para el italiano, pero en detrimento del pobre agricultor español, que se ve obligado a renunciar a recolectar o, en el peor de los casos, a arrancar los árboles".

"Como red especializada en la producción y distribución de caquis, nuestra misión es conectar a todos los actores, comenzando desde el vivero hasta llegar a la distribución en los supermercados. Con las técnicas agronómicas adecuadas (pero no solo con ellas) es posible ampliar el calendario de cosecha para evitar el almacenamiento, ya que a menudo se traduce en una pérdida de producto y, por lo tanto, en una pérdida de ingresos para las empresas, especialmente en la fase central de la campaña. El caqui es muy difícil de conservar, es climatérico, produce mucho etileno y madura rápidamente".

"Es importante ofrecer el producto desde mediados de noviembre o, a través de las intervenciones adecuadas tanto en el campo como en las cámaras, más allá de mediados de enero. Para distinguirnos, debemos tener un producto de alta calidad incluso a finales de enero. Febrero, por ejemplo, podría ser el mes del redescubrimiento del caqui: debemos trabajar y especializarnos en esto".

Para más información:
Vito Vitelli (ingeniero agrónomo)
Móvil: +39 339 2511629
vitovitelli.blogspot.com


Fecha de publicación:
©



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


© FreshPlaza.es 2020

¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor