Anuncios

Especiales más

Top 5 - Ayer

Top 5 - La semana pasada

Top 5 - El mes pasado

ARUS August Reimers & Sohn (Alemania)

"Se esperan volúmenes mucho más bajos de hortalizas holandesas debido a los altos costes de producción"

La empresa alemana ARUS August Reimers & Sohn aún es capaz de suministrar suficientes cantidades de repollo, col picuda y otros tipos de col, de acuerdo con el director Jörn Reimers. Sin embargo, debido a la sequía, el director espera calibres pequeños. "Compramos nuestras coles en el norte de Alemania. En lugar de 5-6 kilos, las coles pesan solo unos 2-3 kilos, lo cual podría provocar una situación de escasez en el mercado. Los precios son más altos que los del año pasado debido a la oferta limitada. Aun así, prevemos que habrá suficientes coles hasta el inicio de la próxima temporada. Y es que los clientes son muy reacios a comprar producto, sobre todo –en mi opinión– debido a los mensajes de los políticos. Los consumidores se sienten demasiado inseguros en estos momentos", dice Jörn. 


Jörn Reimers en el puesto de ARUS en el mercado mayorista de Hamburgo

Producción reducida en los Países Bajos
Jörn espera que los problemas debido a los altos costes de la energía y de los insumos solo se harán evidentes en el transcurso del invierno. "En general, los productores holandeses están activos durante todo el año. Sin embargo, en este momento están cosechando los últimos productos y no tienen planes de sembrar en invierno. Y es que sus contratos de energía están expirando, por lo que tendrán que comprarla en el mercado al contado. Además, las empresas aún no saben si podrán recuperar el dinero que ya han invertido en calefacción e iluminación", teme Jörn.

"Debido a la sequía, la vida útil de las coles está mejor garantizada. El precio en campo se ha más que duplicado con respecto al año pasado. En 2021, sin embargo, el precio fue muy bajo debido a los excedentes de producto. Ahora está en un nivel más normal. A principios de semana no vendemos prácticamente nada, ya que los clientes, especialmente los proveedores del sector horeca, suelen hacer sus compras hacia el fin de semana".

El precio del transporte se duplica
"España será el principal país proveedor, por lo que si los cultivos españoles se ven afectados por inclemencias meteorológicas, nos enfrentaremos a precios extremadamente altos aquí. Además, los costes de transporte también son elevados debido a los altos precios del combustible. Las tarifas del transporte se han duplicado este año", dice Jörn.

Estos costes, junto con el aumento del salario mínimo, se reflejarán en los precios de los productos frescos, de acuerdo con Jörn. "Si los productos se vuelven escasos y caros, los productores prefieren abastecer a los mercados mayoristas en lugar de a las cadenas de supermercados, puesto que los mayoristas pagan más".

Calibres pequeños en todas partes
Este año, la cosecha ha sido grande, no solo la de hortalizas, sino también la de frutas como las manzanas, aunque la producción ha constado mayoritariamente de fruta de calibres pequeños, que son más difíciles de vender, de acuerdo con Jörn. "También en los cítricos se notará el efecto del calor. Habrá una cantidad considerable de frutas pequeñas, que las cadenas de supermercados venderán a precios favorables en mallas". 

Jörn se siente aliviado de que Alemania aún no haya sido golpeada por las heladas. "La lechuga Iceberg se podrá recolectar la semana que viene. Si no se producen heladas, se podrán lograr buenas ventas de lechugas y otras hortalizas, como en años anteriores. Pero en cuanto haya heladas, la cosecha se acabará de la noche a la mañana", concluye Jörn.

Para más información:
Jörn Reimers
ARUS August Reimers & Sohn GmbH
Auf der Brandshofer Schleuse 4
Gang K Stand 414/415
20097 Hamburgo (Alemania)
Tel.: +49) 40 3 25 85 00
Fax: +49 40 32 58 50 20
info@arusgmbh.de  
https://www.arusgmbh.de 


Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor