Anuncios

Ofertas de trabajo

Especiales más

Top 5 - Ayer

Top 5 - La semana pasada

Top 5 - El mes pasado

Buenas expectativas para la segunda parte de la campaña de mandarinas en la Comunidad Valenciana

La cantidad de cítricos españoles para las cadenas comerciales europeas esta temporada está siendo sensiblemente menor a la de años precedentes, en una campaña con el aforo más bajo de los últimos años en la que las plagas, favorecidas por las altas temperaturas, han hecho que el rechazo en algunas variedades, como la Clemenules o la Oronules en la provincia de Castellón, haya llegado a casi un tercio de la cosecha.

Aunque la caída en la cosecha no es exclusiva de España en el contexto internacional. El reciente aforo del hemisferio norte, que acaba de publicar la Organización Citrícola Mundial (WCO, en sus siglas en inglés), constata una caída productiva del 13% para el conjunto de países productores (Egipto, Grecia, Israel, Italia, Marruecos, España, Túnez, Turquía y Estados Unidos), estimando que la producción global será de 26 millones de toneladas.

Esta falta de tonelaje se refleja en los precios que se están pagando en muchos lineales europeos por la fruta valenciana, donde se han llegado a ver clementinas castellonenses a 14 euros el kilo. 

Segunda parte de la campaña
Con respecto a la segunda parte de la campaña, las perspectivas son positivas. El bajón productivo en Marruecos, de un tercio respecto al ejercicio pasado debido a la sequía fundamentalmente, provocará que este país no pueda colocar tanta mandarina híbrida (Nadorcott sobre todo) en Europa. "Por lo tanto, esperamos una segunda parte de campaña en buena sintonía, como hasta ahora con las mandarinas", señalan desde AVA-Asaja. 

Las naranjas sí lo tendrán algo más difícil, debido al alza del tonelaje de Egipto, pero con una caída global de casi 2 millones de toneladas en conjunto según la WCO, la influencia de este país competidor no debería ser suficiente para desestabilizar el mercado. 

Así las cosas, y aunque Sudáfrica lleva camino de batir su récord de exportaciones de cítricos (pese al tratamiento en frío) en su temporada, que ahora concluye, la campaña valenciana aporta un soplo de aire a los agricultores más competitivos y, sobre todo, a las empresas. Y esto se apreciará más después de las próximas fiestas, cuando las labores de destrío se verán reducidas, como siempre, debido al frío, que reduce la afectación de las plagas.

 

Fuente: castellonplaza.com


Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor