Anuncios

Ofertas de trabajo

Top 5 - Ayer

Top 5 - La semana pasada

Top 5 - El mes pasado

Conad y Unifrutti: escuela abrió sus puertas en Sudáfrica como fruto de la solidaridad

El minorista italiano Conad y Unifrutti (una empresa especializada en la comercialización de frutas y verduras ubicada en Padua y con plantaciones en todo el mundo) han abierto en Addo, en la región de Porth Elizabeth, en Sudáfrica, una guardería para los hijos de los trabajadores de Sun Day Valley, en colaboración con la Asociación Thembalethu, que trabaja en mitigar los efectos del SIDA y la reducción de la pobreza en muchos países africanos.

La escuela tiene el nombre de Vitaliano Brasini, una figura histórica en Conad, que fue Director General de la Asociación Independiente de Comerciantes, murió hace dos años, y fue protagonista de la distribución mundial a gran escala. La inauguración contó con la presencia de los hijos del Sr. Brasini, Gianni y Marco, y su hermano Iván, así como representantes de Conad, Unifrutti y autoridades locales.


Grupo de niños con los hijos de Vitaliano Brasini.

130 niños de la comunidad de Addo participan en las actividades educativas, almuerzan y pasan la tarde dentro de un lugar seguro y protegido, lo que es normal sólo en los países desarrollados, pero en este rincón de África, especialmente la escuela significa la satisfacción de la necesidad básica de comer todos los días y hacer los primeros pasos para salir de la pobreza mediante la educación y el aprendizaje diario. La construcción actual se ampliará en el futuro con otros proyectos (nuevas aulas y un campo de fútbol, entre otros).


Interior de la escuela

Durante los períodos en que la producción de Italia y otros países mediterráneos no está disponible, los limones y las naranjas se comercializan bajo la marca de Conad Quality Path, que provienen de las plantaciones de Don Brody, en Sun Day Valley, propiedad de Unifrutti. De ahí la idea de un proyecto común humanitario para dar a la gente del lugar parte del valor comercializado por ambas compañías y así mejorar las condiciones de pobreza extrema en la que vive, aún hoy, la mayor parte de la comunidad sudafricana.


Claudio Gamberini, Gerente de Categoría de Grupo en Conad para frutas y verduras, junto a la que se convertirá en la placa conmemorativa de la escuela.

Para Conad, cada vez más involucrado en las prácticas de solidaridad, la estructura en Addo es un paso adelante en el apoyo potencial educativo y social de la escuela, en Italia y en el extranjero (con el proyecto de la escuela primaria en la aldea de Chimel, Guatemala, ayuda la fundación Rigoberta Menchú o 210 becas y 11 proyectos de formación en los países africanos en colaboración con la fundación Rita Levi-Montalcini).

Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor