Unos científicos intentan salvar la sandía israelí

Los investigadores agrícolas israelíes están intentando devolver el sabor a la sandía israelí después de las quejas de los consumidores y una fuerte caída en las ventas.

La sandía israelí ha experimentado una disminución en la calidad y una fuerte caída en las ventas. Los consumidores se han quejado de la calidad de la sandía y las ventas han bajado un 40% en los últimos años, según el Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural de Israel.

Israel produce unas 150.000 toneladas de sandías en su mayoría sin semillas, todas para el mercado local. El israelí promedio consume 20 kilogramos de sandía cada verano. Pero ambas cifras están cayendo.



Además, las enfermedades de las plantaciones han eliminado parcelas de sandías enteras, convirtiendo las sandías en incomestibles. Ahora, una investigación de tres años por la Organización de Investigación Agrícola de Israel tiene como objetivo descubrir cómo hacer que la sandía israelí sea más sabrosa y más resistente.

Según un artículo en calcalistech.com, en su búsqueda de fruta más resistente y sabrosa, los investigadores de la organización probaron cientos de variedades de sandías. En un posible avance, los investigadores han tenido éxito con el injerto de dos especies de sandía, en lugar de usar calabaza para injertar.


Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor