Polémica sobre los pimientos 'desechados'

No hay ni un solo productor que no haya tenido producto invendible debido al clima cálido. El productor holandés de pimiento, Erik Gubbels, decidió usar parte de su cosecha dañada como compost, acción que ha sido muy discutida.

Clase 2
Los pimientos son sensibles. Demasiado sol, humedad, poca luz, cualquier cosa puede hacer que la hortaliza no se desarrolle bien. Incluso en circunstancias ideales, en verano, un productor cosecha un porcentaje del producto de clase 2. Y las condiciones del verano pasado no fueron ideales. El calor tuvo un efecto considerable en las plantaciones. "Cosechamos al menos un 20% de productos de clase 2. No estaban bien desarrollados, tenían protuberancias, quemaduras, puntos blandos y una vida útil más corta", dice Erik. Además, obtuvo un 10-15% de productos invendibles, que ni siquiera podían venderse como clase 2.

La semana pasada el productor decidió usar la cosecha dañada como fertilizante para una plantación cercana. Alguien tomó una foto y la difundió. Erik decidió explicar el origen de los pimientos a un locutor local, 1Limburg, y actualmente la foto ya está en Telegraaf, NOS y miles de redes sociales. La gente no entiende por qué los pimientos aparentemente buenos y comestibles no se vendieron. O por qué no se buscó una solución, como donarlos al banco de alimentos.
 


Desperdicio
Hace unas semanas, Greenco decidió donar sus tomates de snack, una medida que Erik también consideró. "Intentas deshacerte de la mayor cantidad de producto posible antes de buscar otro tipo de soluciones. Sin embargo, no hay que subestimar el gran volumen de pimientos que había. Se puede distribuir un palé lleno, pero los volúmenes ya eran casi imposibles de entrada". Erik estima que en una cadena de supermercados con 40 o 50 tiendas pasarán alrededor de 350.000kg de pimiento por año. "El volumen únicamente de nuestra finca ya es más de la mitad, y todavía hay muchos otros productores en la zona con el mismo problema. Hay volumen suficiente para proporcionar a cada familia holandesa diez pimientos. Además, también está Westland. Los volúmenes son tan grandes que no es realista que podamos ofrecerlos todos".

Alteración del mercado
Regalar tantos pimientos perturbaría aún más el mercado. Sin embargo, las cifras muestran que eso apenas influyó en los precios. "El producto de clase 2 estaba a 0,01-0,02€ por kg durante este período, por menos de medio céntimo por pimiento. Por lo que casi se estaban regalando, y todavía hay más producto que el mercado puede absorber", dijo el productor.

Tiempos mejores
En la actualidad, la cosecha de productos invendibles y de clase 2 casi ha llegado a su fin. "Creo que cosecharemos lo último esta semana. La próxima semana todo volverá a ser relativamente normal. La ventaja de los productos de clase 2 es que abandonan el mercado con bastante rapidez", dice Erik. Los precios pueden recuperarse nuevamente, algo que los productores necesitan desesperadamente. "Afortunadamente, el precio de la clase 1 se ha recuperado, y lo mismo está pasando con los de clase 2. Normalmente, sólo el uno por ciento del producto no es de clase 1, pero esta temporada ha sido casi el 30%, lo que no hace que el año sea más fácil".


Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor