Anuncios

Ofertas de trabajo

Especiales más

Top 5 - Ayer

Top 5 - La semana pasada

Top 5 - El mes pasado

Se prevé escasez de kaki español de calidad en enero y febrero

Resumen del mercado global del kaki

En Europa, España es el máximo productor de kaki. Este año, el país ha tenido una temporada con altibajos por la metereología. La fruta también se cultiva en Italia y Portugal, aunque su producción es menor. Israel ha tenido una buena campaña, pero ha perdido cuota de mercado en Europa debido a la abundante oferta española. En el mercado global, hay oportunidades de exportación en Asia y en Oriente Próximo. En China, la cosecha de este año es más reducida. En California, la temporada ha acabado temprano por el frío y la lluvia.

La sequía y la lluvia determinan la cosecha en España
A causa de la sequía, la temporada del Rojo Brillante comenzó con escasez de calibres grandes. Las lluvias de octubre tuvieron un efecto positivo en los calibres. Además, la fruta maduró poco a poco, lo que dio lugar a un volumen más reducido. Por lo tanto, los precios fueron elevados. En noviembre, la situación fue distinta, con un aumento de la oferta, que superó la demanda, lo cual conllevó un derrumbe de los precios. Europa estaba inundada de kakis, por lo que los exportadores centraron sus envíos también en otros destinos, como Canadá, Asia y Oriente Próximo. En esta última región, Jordania en particular ha demostrado ser un mercado para el crecimiento. En estos momentos, los exportadores vuelven centrarse otra vez en Europa, ya que los destinos lejanos están congestionados.

Debido a las fuertes lluvias, la cosecha se detuvo a principios de diciembre. La fruta que ha quedado en los árboles tras las lluvias se ha visto amenazada por enfermedades como la Alternaria. La demanda supera la oferta y, pese a que se ha cosechado un gran volumen, el sector teme escasez de kaki de buena calidad en enero y febrero. Se prevé que la calidad de la fruta almacenada en cámaras se vea afectada por el alto grado de humedad.

Además de Rojo Brillante, la más plantada, se cultivan otras variedades a más pequeña escala como son Tom Guash y Sharon. El sector está creciendo rápidamente, no solo en Valencia, la principal región productora, sino también en Extremadura, Andalucía, Cataluña y Murcia. El volumen se sitúa en 320.000 toneladas, pero los expertos esperan que dentro de dos o tres años esta cifra exceda las 700.000 toneladas.

Para poder vender tales volúmenes, los exportadores miran más allá del mercado europeo. En Europa, Francia y Alemania son los principales compradores. Además, se exporta a Canadá, Brasil, Estados Unidos, Shanghái y Hong Kong. Los exportadores están especialmente interesados en China, que, según ellos, es un mercado prometedor.

Portugal: más demanda que producción
La temporada del kaki comienza en septiembre y dura hasta alrededores de Navidad. Aunque la temporada de este año ha empezado con calibres pequeños, la situación ha regresado a niveles normales. Un productor y comerciante dice que la mayoría de la producción se destina al mercado interno, que absorbe en torno al 90% de la fruta. Al contrario que la vecina España, no hay muchos productores de kaki en Portugal, por lo que la demanda en el mercado nacional suele ser superior a la producción. El precio de la fruta depende de la variedad. Un kaki duro, como el que también se cultiva en España, alcanza un precio más bajo que las variedades blandas.

Gracias a la primera cosecha, la fruta que quedó en los árboles pudo alcanzar buenos calibres. Los productores portugueses quieren ampliar la temporada hasta febrero, como han logrado hacer los españoles, por lo cual están invirtiendo en variedades tardías. En dichas circunstancias, la cosecha dura hasta diciembre y la fruta se puede almacenar en frío y vender hasta febrero.

Aumenta la producción de kaki en Italia
La primera región italiana donde se plantaron kakis fue Campania, básicamente las variedades Tipo y Vanilla, que suponen un 70 y un 30% de las plantaciones. El cultivo se concentra en las provincias de Caserta, Nápoles y Salerno. Tipo es un grupo de variedades que tiene dos características: cuando la fruta se cosecha dura, los taninos le confieren un sabor más amargo, y son variedades sin semillas. La Vanilla tiene una pulpa más firme y más dulce.



Existe un interés creciente en los kakis como alternativa a los cultivos tradicionales tales como cítricos, melocotones, albaricoques y uvas. En particular, la variedad Rojo Brillante ha atraído mucho interés. Esta variedad sin semillas se caracteriza por tener una pulpa de color naranja intenso, crujiente y firme, y una vida útil superior a los diez días.

Actualmente, la superficie de cultivo es de 2.000 hectáreas. Además de en la región meridional de Campania, la fruta también se cultiva en Emilia Romaña y en Lacio. La producción es insuficiente para satisfacer la demanda nacional. Una gran organización señala que el 15% de las 2.000 toneladas que comercializa son ecológicas. Esta fruta se exporta, en su mayor parte.

El volumen disponible aumenta cada año en Bélgica
Un importador belga asegura que cada año se importan más kakis de España. Esta fruta tiene cada vez más acogida entre los consumidores belgas. Su creciente popularidad todavía no se ha traducido en precios más altos esta temporada. Según el importador, la semana pasada los precios oscilaban entre 3.50 y 4 euros por caja, pero esta semana han repuntado ligeramente hasta los 4,50 y 5 euros por caja. La causa de tal incremento de precio es la bajada de la oferta, coincidiendo con un ligero aumento de la demanda.

Países Bajos: pocos kakis disponibles
En España ha estado lloviendo mucho y esto dará lugar a una disponibilidad de kakis muy limitada la próxima semana. No son buenas noticias, porque, normalmente, la semana anterior a Navidad garantiza buenas ventas, en especial para la fruta envasada. Actualmente, hay pocos kakis disponibles en el mercado, pero debería quedar algo de suministro hasta las primeras semanas de enero, dado el aumento de la producción y que hay plantaciones que están empezando a producir. No obstante, se analizará semanalmente si la calidad de los kakis es adecuada para la exportación, dadas las lluvias registradas. En las últimas semanas, los precios se han mantenido a un nivel bajo debido a la gran oferta, pero la semana pasada hubo un poco más de demanda y ahora los precios han regresado a un nivel superior al euro por kilo.

Alemania es un buen mercado
En el mercado alemán hay buena demanda de kakis. La temporada se extiende, aproximadamente, de octubre a febrero. Las importaciones llegan, sobre todo, de Italia y España, entre otros países. Según un comerciante, la demanda de kakis españoles ha crecido. La temporada ha comenzado un poco más tarde este año. En cuanto al Sharon israelí, apenas hay espacio en el mercado, según un importador.

Precios franceses para el producto español
Los precios de los kakis en el mercado mayorista de Rungis esta semana han oscilado entre 0,90 euros el kilo por un kaki medio a 1,10 euros el kilo por los calibres grandes. En ambos casos, la fruta se importa de España.

Cae la producción en China
La temporada comienza en agosto y finaliza en diciembre. Las principales zonas de cultivo se sitúan en las provincias de Fujian, Yunnan, Shanxi y Shaanxi. Este año, la producción ha sido un 7% menor debido al efecto de las fuertes lluvias. Además, los calibres son más pequeños que en la campaña anterior. Con una producción cercana a los 3,8 millones de toneladas, China es el mayor productor de kakis del mundo.

Taiwán es un importante productor de kaki. A causa de las condiciones meteorológicas extremas de este año, como huracanes, la producción total ha sido menor. Como resultado, la oferta para china continental se ha reducido también. Los kakis chinos se comercializan en Hong Kong. También hay suministro de Nueva Zelanda y el de España está llegando lentamente.

Acaba la temporada surcoreana
La temporada ha acabado con un volumen decepcionante provocado por las altas temperaturas de octubre, seguidas de periodos de frío y lluvias. El volumen ha sido menor que el año pasado y la temporada también ha acabado más pronto. Mientras que una temporada normal suele durar hasta finales de noviembre, este año ha llegado solo hasta mediados de mes. Entre los mercados de exportación se incluyen Canadá, Indonesia, Filipinas y Hong Kong. En general, los precios alcanzados han sido altos, en especial a mediados de noviembre.

La temporada acaba temprano en Estados Unidos
La llegada temprana de las lluvias y el frío ha dado lugar a que la campaña acabara también temprano en California. Aunque suele durar hasta en torno al 10 de diciembre, este año la cosecha ha finalizado con alrededor de un mes de antelación. Debido a la lluvia y el frío, los árboles han perdido antes las hojas y, como resultado, la fruta se ha visto expuesta a los daños. Además, este año también ha habido menos volumen disponible, según un comerciante. El precio medio se ha situado entre los 3 y los 4 dólares.

Además de tener producción propia, Estados Unidos también importa de Israel. Los primeros contenedores empezaron a llegar a principios de noviembre. La temporada de importación va de mediados de noviembre a últimos de marzo.

El consumidor estadounidense medio todavía no está familiarizado con los kakis, razón por la que se están organizando programas promocionales para darlos a conocer.

Israel, optimista con la temporada
Las exportaciones israelíes se solían centrar en Europa, pero España le ha arrebatado mucha cuota de mercado a este país del Oriente Próximo. Por lo tanto, ahora hay más fruta israelí disponible para el mercado estadounidense. Mucha de la fruta que se cultiva en Israel es de la variedad Triumph, que se caracteriza por tener un nivel Brix alto. Además de enviar a Europa, donde los exportadores buscan un nicho, la mirada se ha fijado en Rusia y en Extremo Oriente.

Según un comerciantes israelí, el mercado es estable. De hecho, se prevé un mayor volumen que el año pasado, pero no se esperan problemas de sobreoferta. Este año, la cosecha ha acabado antes de la llegada de las lluvias, por lo que la calidad y la vida útil son buenas. Un exportador apunta que los envíos duran hasta principios de marzo.

Oriente Próximo es un mercado interesante
Un comerciante alemán explica que están concentrados en la reexportación a países de Oriente Próximo, como Jordania y Libia, que son buenos mercados para los kakis. En comparación con la situación de mercado en Europa, en estos países, la situación es mejor. El exportador también se muestra optimista con respecto a la próxima temporada. "Creo que el mercado árabe es el futuro de este sector".

Cada semana, FreshPlaza y AGF.nl publican un resumen de la situación del mercado de un producto en su contexto global. Con estos artículos, nuestro objetivo es ofrecer una idea de un mercado global que se vuelve cada vez más pequeño como resultado de la globalización. El próximo artículo se centrará en las limas.

Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor