Andre Vermaak, Silverlands:

"Namibia: "La próxima temporada lo envasaremos todo en el campo"

El valle de Aussenkehr, en Namibia, es relativamente nuevo en el mundo de la viticultura. Se trata de un lugar con un clima árido y caluroso, con temperaturas que alcanzan los 50 grados. Hace tanto calor que no hay moscas de la fruta ni otras plagas, por lo que los agricultores no necesitan fumigar tanto como en otras regiones.

FreshPlaza viajó al valle hace poco para visitar a Andre Vermaak, que lleva 16 años cultivando uvas allí.



Durante los primeros años, Vermaak trabajó para Capespan, pero, en septiembre de 2014, fundó una empresa completamente nueva, Silverlands, que se ha convertido en uno de los mayores productores del valle y cuyo patrimonio está administrado por una empresa de Londres que solamente invierte en agricultura en África.

El valle se encuentra a orillas del río Orange, así que nunca había tenido problemas de escasez de agua, hasta este año.

"Nunca nos lo habíamos planteado", explica Vermaak. "Las lluvias en la región de Limpopo son necesarias para llenar todos los embalses y abastecer la región de Johannesburgo. Normalmente, hay agua suficiente, pero Sudáfrica lleva un par de años sufriendo sequías y solo libera el agua a medida que la necesitamos", añade, aunque está seguro de que el agua llegará.

Una de las consecuencias de la sequía es que escasearán las variedades como la Sugra One, especialmente en las regiones sudafricanas de la Provincia Occidental del Cabo y Kakamas, donde se ha tenido que limitar la irrigación poscosechado, lo que ha perjudicado a la producción de la temporada siguiente.

"En Aussenkehr, la temporada será mediocre y puede que termine prematuramente", opina Vermaak.



Envasado en el campo
Silverlands es una de las pocas empresas que envasan sus productos en el campo, en lugar de en las plantas de envasado de alta tecnología. Para envasar en el campo, los agricultores se reparten en equipos de tres personas: una recolecta y las otras dos envasan. De esta manera, hace falta mucha menos mano de obra que en una planta de envasado y las uvas pasan de la vid al almacén en una hora.

"Me encanta el concepto de envasar en el campo. Los tallos siguen verdes mucho más tiempo y las frutas no se magullan. Además, se dan muy pocos casos de tarrinas con menos peso del que deben tener", explica.

"Nuestros trabajadores se van a casa todas las tardes a las 6, mientras que los de algunas plantas de envasado no llegan a casa hasta las 10 o las 11 de la noche, tienen que volver a levantarse a las 4 de la mañana e incluso puede que trabajen los 7 días de la semana. Aquí, nuestros trabajadores pueden volver descansados al día siguiente, así que creo que voy a pasarme completamente a envasar en el campo la próxima temporada y este será el último año que utilice la planta de envasado".

Hace años, las cadenas de distribución desaprobaban este método de envasado y se negaban a aceptar las frutas, pero ahora se considera aceptable y tan higiénico como si se hiciera en la planta.



Mercado
Hasta ahora, ha sido una buena temporada. Namibia es el productor más temprano del hemisferio sur, por lo que puede aprovecharse de un periodo en el que el mercado de las uvas está prácticamente vacío.

"La semana pasada (semana 49), tuvimos una situación perfecta en el mercado y, cuando lleguen los volúmenes del río Orange (Sudáfrica), deberían poder seguir recibiendo buenos precios", afirma Vermaak. "Esperamos que estos precios se mantengan hasta la semana 51".

Las frutas de Aussenkehr llegaron al mercado europeo el sábado anterior en condiciones excelentes, según Vermaak, que añade que se habían vendido de forma anticipada, ya que, al ser una empresa nueva, Silverlands prefiere trabajar con ventas fijas, y solamente destina un 10% al mercado abierto.

Silverlands posee tres zonas de producción y una de desarrollo en Aussenkehr, con unas 500 hectáreas en plena producción y otras 500 hectáreas que desarrollará próximamente, alrededor de 2017/2018, y en las que plantará variedades nuevas. 

Cada año replanta un 8% de sus huertos con variedades nuevas, y se tiende a las variedades sin pepitas, aunque hay algunas variedades con pepitas que se destinan al mercado asiático. Sin embargo, este mercado las prefiere cada vez menos, según Vermaak.

Por ahora, Silverlands solamente abastece al mercado británico, pero planea cultivar variedades para el mercado asiático. La producción de variedades rojas de Aussenkehr llegará a tiempo para el Año Nuevo chino, aunque no será así todas las temporadas, ya que la fecha cambia cada año.



Expansión
Para las empresas, actualmente es difícil expandirse por los problemas hídricos y eléctricos; aunque el Gobierno ha mejorado el suministro eléctrico, no es fácil distribuirlo a otras zonas y, sin la energía suficiente, no se puede bombear el agua del río para regar.

Namibia exportará unos 6 millones de cajas esta temporada, y su objetivo es producir 10 millones de cajas en 2020, algo que parece plausible a raíz de toda la superficie recién plantada o sin plantar.

"Tenemos que poner a Namibia en el mapa, y hemos cambiado completamente la actitud de los pioneros. Hace unos años, se podía vender cualquier cosa en el mercado porque no había competencia, pero ahora hemos tenido que mejorar nuestros estándares para igualar al resto, ya que todos los cargamentos se inspeccionan minuciosamente. Esto es lo que necesitábamos en Namibia", opina el productor.

"La PPECB lleva años inspeccionando nuestras uvas, aunque no hacía falta para exportarlas. Ahora, tenemos nuestra propia junta de inspecciones, que recibe formación de la PPECB, y tenemos unos estándares suficientes para cualquier supermercado", añade.

Namibia no dispone de un periodo de cuarentena para los porta injertos nuevos ni tampoco hay lista de espera, así que se pueden enviar y plantar inmediatamente. Gracias a su clima, las vides nuevas pueden producir en menos de dos años.



Competencia
A lo largo de los años, se ha predicho muchas veces que un país o una región se apoderarían del mercado, pero no ha ocurrido.

"Hace 30 años, se decía que Chile perjudicaría a la industria sudafricana de la uva, y también que Brasil afectaría a las exportaciones de Namibia, pero tampoco ha pasado. Lo que hay que hacer es perfeccionar la producción propia", aconseja.

La mayor prioridad de Vermaak es comprobar cómo rinden las variedades; las uvas tienen que tener un volumen rentable y una buena vida útil, ya que tardan entre 30 y 34 días en llegar a los lineales. "Podemos tener variedades excelentes con buen volumen y un sabor magnífico, pero, si no llegan a los mercados en buena forma, no triunfarán".

"Aquí, disponemos de entre 6 y 8 semanas de producción, así que tenemos que planificar el desarrollo y el almacenamiento en frío para tener 200.000 cajas cada semana. Coincidimos con la temporada temprana de Sudáfrica, pero entonces es cuando tenemos las variedades rojas, como la Jack Salute o la Crimson, además de la ARRA 14 negra, que cosechamos cuando Sudáfrica solamente tiene las Flame. Si plantamos una variedad tardía en una zona temprana, podemos llegar al mercado a principios de enero, cuando nadie más la tiene", concluye.

Más información:
Andre Vermaak
Silverlands
Tel.: 00264 63 297359
Correo e.: andrev@silverlands.com






Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor