Anuncios

Ofertas de trabajo

Top 5 - Ayer

Top 5 - La semana pasada

Top 5 - El mes pasado

Las papayas Formosa holandesas llegan a los lineales

Hace unos años, los productores holandeses asociados a la empresa alemana Sunfresh participaron en una prueba junto con la universidad holandesa de Wageningen para ver qué frutas exóticas se podían cultivar en invernaderos holandeses. Fueron descartadas especies exóticas como los mangos y los aguacates, pero desde un punto de vista botánico, las papayas Formosa demostraron un buen desarrollo en suelo holandés.

Cuatro productores de Sunfresh crearon la empresa Isodara Fruits para desarrollar el proyecto y, unos años más tarde, uno de los productores ya cuenta con una superficie de 4 hectáreas de papayas cerca de la ciudad holandesa de Venlo, en la frontera con Alemania. El cultivo de prueba comenzó hace dos años, pero mientras tanto la producción ha ido creciendo poco a poco.

“No es un proceso fácil, porque se empieza de cero. Por supuesto, nos hemos topado con varios problemas al inicio, pero al final hemos logrado llevar al mercado una buena oferta de papayas holandesas. El año pasado empezamos con el cultivo iluminado en una hectárea. El cultivo continúa todo el año y el cuajado tarda unos cinco meses, así que es necesario iluminar las plantas para conseguir continuidad en la producción”, comenta Roel Surminski.

Según Roel, el cultivo de papayas tiene buenas perspectivas en Países Bajos. "La idea de llevar al mercado papayas de producción local encaja muy bien con la nueva tendencia de emprendimiento sostenible. Normalmente, las papayas vienen del otro lado del mundo. Con el cultivo en suelo holandés logramos reducir la huella de carbono y un uso más eficiente del agua. A pesar de que tenemos que calentar los invernaderos, el cálculo medioambiental resulta positivo. Además, en los invernaderos holandeses tenemos la opción de cosechar la fruta lista para consumir según los requisitos del cliente. Hasta la fecha tampoco hemos tenido que recurrir al uso de pesticidas. Prevemos que las plantas durarán de dos años y medio a tres años, por lo que podremos tener producción de manera continua".

"Con las papayas holandesas estamos apuntando al segmento más alto del mercado, dados los costes que implican las inversiones en materiales y el proceso de investigación. Estamos pensando en un precio que esté en consonancia con el de la fruta de carga aérea", dice Roel. "El año pasado ofrecimos las papayas en un supermercado alemán que había participado en el proyecto desde el principio, pero ahora que se ha ampliado la superficie de cultivo, podemos atender a más clientes. Creo que el producto tiene mucho futuro. En los Países Bajos, la papaya no es un artículo muy demandado, pero en otros lugares vemos que su popularidad va en aumento. Sin duda, más actores se sumarán a este cultivo, ¡pero de momento tenemos una ventaja competitiva!".

Para más información:
Erzeugergroßmarkt Weyers GmbH
Venrayseweg 192
5928 RH Venlo (Países Bajos)
Tel.: +31 77 306 86 24
RoelSurminski@weyersgmbh.de    
www.weyersgmbh.de    


Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor