Anuncios

Especiales más

Top 5 - Ayer

Top 5 - La semana pasada

Top 5 - El mes pasado

Un nuevo campus permitirá a la obtentora de uva de mesa IFG acelerar la innovación

Crear una revolución de sabor. Ese es el objetivo de la obtentora de fruta californiana IFG. "Hace unos 20 años, los programas de obtención se centraban principalmente en los aspectos del productor, como el tonelaje, el rendimiento, el color y el calendario", dice Andy Higgins, CEO de IFG.

Cuando IFG se fundó en 2001, la experiencia del consumidor se convirtió en el factor principal del proceso de desarrollo de nuevas variedades de la empresa. "Nuestras variedades tienen que cumplir todos los requisitos del consumidor, pero también lo que buscan los productores. La demanda del consumidor del mañana será mayor que hoy por hoy, y tendremos que anticiparnos a eso". Un ejemplo sería la obtención de variedades más adaptables a un método de cultivo ecológico o al cambio climático. "Se trata de realzar las características positivas y suprimir las negativas", añade Higgins. 

Después de 21 años en el negocio, IFG está activa en 18 países de todo el mundo. En conjunto, la empresa tiene más de 34.000 hectáreas bajo licencia y trabaja con más de 1.300 productores autorizados. Para los productores interesados en ser licenciatarios, cualquiera puede solicitarlo. "Es un proceso de solicitud exhaustivo. Nuestro personal de campo trabaja con el nuevo solicitante revisando la aplicación y mirando la ubicación de sus fincas". Los productores licenciatarios alquilan las variedades a IFG. "Nosotros recibimos un porcentaje del valor mayorista neto de la fruta cosechada", detalla Higgins. "Es una parte importante de nuestro modelo y nos favorece a nosotros y a nuestros licenciatarios".

Rendering del laboratorio.

Nuevo campus
Para dar cabida a su crecimiento y poder ofrecer una selección mayor si cabe de variedades de uvas de mesa y cerezas, IFG está construyendo un nuevo campus de última generación valorado en 14 millones de dólares en McFarland, California. El campus, nombrado Fruitworks|The IFG Discovery Center, está rodeado por 60 hectáreas de campos experimentales y su apertura está prevista el otoño del próximo 2023. La ubicación se eligió tras un concienzudo proceso de investigación.

"Está en una ubicación aislada, lejos de Delano, una región de cultivo de uva esencial donde hay mayor presión de enfermedades". En la finca de McFarland se cultivaba sobre todo cultivos de hilera que no suponen una amenaza para las instalaciones de obtención de IFG. Otra ventaja clave de la nueva ubicación es el acceso al agua.

"McFarland se encuentra en un buen distrito hídrico". Con estas nuevas instalaciones, IFG se propone crear un lugar de innovación con una sensación de universidad. "Estamos construyendo un espacio físico que inspire", dice Higgins. Revela que cada laboratorio tendrá ventanas para que los visitantes puedan ver el trabajo que se hace en ellos. Además, habrá un espacio de 2.323 metros cuadrados para propagación, y la Casa de Aislamiento permitirá el envío de nuevas variedades a otros países lo antes posible. "La Casa de Aislamiento mantendrá limpias todas las variedades, lo que permitirá el transporte directo a cualquier destino del mundo".

Casa de Aislamiento

El campus Fruitworks también contará con un laboratorio de fisiología poscosecha. En él, cientos de variedades seleccionadas serán analizadas y probadas cada año. "En este laboratorio, reproduciremos lo que le ocurre a la fruta en el viaje de Chile a Europa, por ejemplo. Es muy importante para nosotros conocer cómo aguanta una variedad los largos tiempos de tránsito, así como los retrasos en los envíos", comenta Higgins.

Laboratorio de fisiología poscosecha de IFG.

Familia de Sabores
Las uvas de mesa son la mayor categoría obtenida por IFG, y la colección de la compañía incluye una Familia de Sabores para comunicar mejor a los retailers y consumidores cómo reconocer y distinguir fácilmente los sabores entre las uvas de mesa de IFG.

  • Uvas tropicales/afrutadas repletas de sabor, como las uvas Candy Snaps™.
  • Sabor a toffee o algodón de azúcar, presente en las uvas Cotton Candy™.
  • Esencia moscatel/floral, presente en las uvas Sweet Nectar™.
  • Sabor neutral dulce, que es la categoría más popular, pues más de la mitad de los consumidores prefieren "una uva que sepa a uva", como las Sweet Globe™.
  • Uvas exóticas/picantes, muy orientadas al sabor y aromáticas. Estas uvas de sabor intenso maridan bien con quesos fuertes. Un ejemplo de una uva exótica/picante es Julep™, lanzada el año pasado.


Higgins espera que el nuevo Centro de Descubrimiento le permita a IFG acelerar la innovación al cultivar mejor y de forma más inteligente.

Para más información:
Tamara Baker
Directora de comunicación
IFG
tbaker@ifg.world
www.ifg.world


Fecha de publicación:



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor