Anuncios

Ofertas de trabajo

Top 5 - Ayer

Top 5 - La semana pasada

Top 5 - El mes pasado

Alain Alarcón, de Banagrumes: "Lo encuentro muy lógico, tanto desde el punto de vista logístico como ecológico"

Una nueva plataforma multimodal ferrocarril-carretera en pleno Rungis

El transporte de mercancías por ferrocarril parece estar de nuevo en marcha. Tras la reanudación del servicio del tren de productos hortofrutícolas el pasado mes de octubre, Semmaris, la empresa que gestiona el MIN de Rungis, lanzó al mes siguiente una licitación europea de 25 millones de euros (en marcha hasta el lunes 10 de enero) para la creación y explotación de una nueva estación de transporte combinado de ferrocarril y carretera. 

Este proyecto podría ver la luz a finales de 2024 o incluso a principios de 2025 y se inscribe en el marco del "relanzamiento del transporte ferroviario en Rungis", como declaró Benoît Juster, director ejecutivo de Semmaris, al diario Le Parisien. A partir del martes 11 de enero, se estudiarán las candidaturas.  

Con motivo de la recuperación del tren de productos hortofrutícolas el 24 de octubre de 2021, Stéphane Layani, presidente de Semmaris, indicó que con esta nueva plataforma, "las mercancías podrán ir y venir de Aviñón (Vaucluse) a Dunkerque (Norte) o Róterdam (Países Bajos), lo que facilitará las exportaciones". /© rungisinternational 

Los operadores del MIN acogen la noticia con satisfacción
Esta noticia ha sido acogida con satisfacción por los mayoristas presentes en el MIN, como Alain Alarcón, presidente de la sociedad Banagrumes, que la ve como una respuesta adaptada a las diferentes necesidades. "Durante varios años se ha hablado de parar el tren de productos hortofrutícolas porque estaba obsoleto y no había comprador. Incluso entonces, la solución parecía obvia. Ante este colosal tráfico de camiones que salen por el este de España y regresan por Perpiñán, Lyon, Beaune y luego París, era necesaria una respuesta adaptada. Lo mismo ocurre con el tráfico de los principales puertos de importación de frutas y hortalizas, Amberes y Róterdam. En realidad, solo se trata de una voluntad política de establecer un sistema de transporte ferroviario paralelo a estas rutas que sea práctico para los operadores del mercado. Por ello, la reflexión se ha extendido al eje Barcelona/Amberes, y lo encuentro muy lógico, tanto desde el punto de vista logístico como ecológico".  
 
Según Banagrumes, que utiliza el tren Perpiñán-Rungis varias veces por semana: "Es interesante para nosotros utilizar el tren de productos tempranos para agrupar las mercancías de la región de Valence que no transportamos en unidades completas. Hace unos años, habíamos renunciado gradualmente al transporte de mercancías por ferrocarril debido a la falta de fiabilidad. Y en nuestro negocio, trabajamos con el tiempo tan justo que es esencial tener una solución de transporte fiable. Ahora que el tren vuelve a funcionar, lo utilizamos de dos a tres veces por semana y estamos contentos con él". 

Manipulación de grandes cantidades de mercancías
Se trata de un proyecto de gran envergadura que requerirá la construcción de carreteras, zonas de carga y descarga y nuevos accesos para camiones, entre otras cosas. Porque mientras el sistema actual es adecuado para pequeñas cantidades de mercancías, el transporte combinado permitirá manipular y transportar cantidades mucho mayores de mercancías.

 


Fecha de publicación:
© /



Reciba la newsletter gratis | haga clic aquí


Otras noticias en este sector:


¡Suscríbase a nuestra newsletter y manténgase al día con las últimas noticias!

Suscribirse Ya soy suscriptor